El clima en Neuquén

icon
11° Temp
42% Hum
La Mañana Divorcio

¿Cuánto cuesta un proceso de divorcio en Neuquén?

Con el nuevo Código Civil el trámite es más ágil. Se amplia el concepto de "familia tradicional". Cuánto cobran los abogados y cómo evitar un "divorcio beligerante".

¿Cuánto cuesta hoy separarse o divorcio en Neuquén? No sólo se habla del valor de los abogados sino de temas emocionales impagables, en un época donde muchas personas buscan la “reparación del daño” de un ruptura convivencial.

La Ley 26.994 que deroga el viejo Código Civil y de Comercio introduce cambios que hoy hacen pensar nuevos tipos de familias, basadas en la diversidad, la autonomía de la voluntad y la no discriminación.

Te puede interesar...

Pero estos aspectos no cambian el tema de los finales de las relaciones. Las personas se siguen separando, aunque en estos tiempos con procesos menos complejos que hace años. Trámites que duraban años hoy pueden resolverse en una semana con un acuerdo entre partes.

Desde lo económico, si se trata de un divorcio matrimonial, hay que contar con al menos $87.900 que es la regulación de honorarios, pero esa cifra puede ser aún mayor si el proceso de ruptura es mucho más largo.

Se puede sumar también, al inicio de una separación, el costo para gestionar una mediación en alimentos, que para los abogados son entre un 11% y un 13% del valor de 13 cuotas alimentarias.

Divorcio-alianza.jpg

Por dar un ejemplo, si se determinó un cuota alimentaria de $15.000 mensuales, el costo de honorarios para abogados varía entre $21.450 hasta $39.000.

También se suma, en otros casos, el régimen de comunicación (régimen de visitas a los hijos) que de judicializarse puede llegar a costar otros $29.000.

Si es sólo lo económico hay que anotar muchos aspectos más: mudanzas, sesiones de terapia y reponerse en la salud. Siempre, dependiendo de las condiciones de personas que puedan solventar este tipo de gastos.

No todo es dinero

Pero el tema es mucho más complejo y hoy quizás con la nueva ley, pueden quedar atrás viejos dramas como la división de bienes o la pérdida del patrimonio o desventajas en alguno de los cónyugues.

Claudia Vázquez es abogada neuquina recibida en la Universidad Nacional de Buenos Aires y (UBA) y hace más de 20 años se dedica a casos familiares y divorcios. Dijo haber perdido la cuenta de los cientos de casos que ha tenido y en la que aprendió a escuchar y a “poner límites al relato”.

image_6487327.JPG
La abogada neuquina Claudia Vásquez esta en tema de divorcio de parejas hace más de 20 años.

La abogada neuquina Claudia Vásquez esta en tema de divorcio de parejas hace más de 20 años.

“El divorcio beligerante, es historia. El mismo nuevo Código Civil exige que al momento de interponer la petición de divorcio los cónyuges presenten un convenio regular, que contenga aquellas cuestiones relativas a la atribución de la vivienda, distribución de bienes y eventuales compensaciones económica”, explicó la abogada a LM Neuquén.

Según afirmó Vásquez, dijo que es interesante destacar que el nuevo código ampara “distintas formas de familia” ya que los principios y el espíritu de la reforma, son “la diversidad, la autonomía de la voluntad, la no discriminación, la libertad y la solidaridad familiar”.

La abogada resaltó que es imperioso ponerse de acuerdo, más allá de cualquier diferencia emocional en una separación o divorcio.

“Poder alcanzar un acuerdo, les ahorrará tiempo, dinero y energías, no solo a la pareja, sino al grupo familiar, y desactivara aquellos sentimientos de frustración y enojo que generaba una sentencia que daba por ganado o perdido el juicio para uno u otro”, indicó.

“Se deroga esa idea de que hay cónyuges culpables o inocente, o esa idea de adulterio. Sin embargo, se pueden aplicar reglas de responsabilidad civil por daños o temas maliciosos, concluyó.

divorcio -SOLO FOTO INTERNA-

El miedo a perder todo el patrimonio

Si hay una de las cosas más importantes de la reforma del Código Civil en cuanto al divorcio es la idea de sostener un matrimonio o convivencia por miedo a “perderlo todo” desde el patrimonio.

“Antes de la reforma el matrimonio tenía hasta mala prensa porque la gente decía, yo me caso y si me tengo que divorciar tengo que esperar do años para divorciarme, si me quiero comprar algo la mitad es de él o ella, entonces lo económico era una traba”, sostuvo la abogada Claudia Vázquez.

Con la nueva ley, antes de contraer matrimonio las personas pueden optar por dos regímenes patrimoniales para que esto no suceda. Uno de ellos es la “comunidad de bienes” donde todos los bienes que ingresan a la sociedad matrimonial son gananciales. O bien por el régimen de “separación de bienes” (donde cada cónyuge es propietario de los bienes que vaya adquiriendo durante la vigencia del matrimonio, y tiene la libre administración y disposición).

Es decir que puede vender bienes sin la necesidad de consentimiento de la otra parte.

“Hoy está la solución a esos perjuicios y conceptos que tenía la gente. Hoy si uno se quiere divorciar en cinco días, se puede no hay plazos. Y por otro lado uno puede elegir este régimen de separación de bienes. Ya no se pone en juego el patrimonio. Uno se gasa y lo que se gana es de cada uno, en honorarios, salarios, juegos de azar, todo lo que ingrese. Eso es una opción”, concluyó Vázquez.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

51.173708920188% Me interesa
10.798122065728% Me gusta
11.267605633803% Me da igual
6.1032863849765% Me aburre
20.657276995305% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario