El overol les sienta bien y se animan a los oficios

En Neuquén cada vez más mujeres se deciden por aprender electricidad, albañilería o mecánica.

Por Ana Laura Calducci /calduccia@lmneuquen.com.ar

NEUQUÉN - Quizás sea por la crisis económica, el desafío de no depender de otro o simplemente demostrar que pueden. Lo cierto es que cada vez más neuquinas se ponen el overol y buscan ganarse la vida como albañiles, mecánicas, electricistas o gasistas. Lo reveló el fuerte aumento de las estudiantes mujeres en los centros de formación profesional de la provincia: de apenas un puñado en 2014, hoy se cuentan de a cientos. En los establecimientos más concurridos, este año tienen una alumna cada cuatro varones.

El fenómeno sorprendió a los funcionarios del Consejo Provincial de Educación, sobre todo porque la mayor parte de las nuevas estudiantes de oficios son adolescentes de 16 y 17 años, que aspiran a acceder a su primer empleo.

“El aumento es notorio, pero también tiene que ver con que las empresas solicitan mucho la mano de obra de las mujeres por su prolijidad y su trabajo más meticuloso; increíblemente eso se ve sobre todo en albañilería”, comentó Amanda Rodríguez, directora de Centros de Formación Profesional.

Señaló que a la mayoría “le va muy bien porque empiezan, cursan, trabajan y después vuelven para perfeccionarse o mantenerse actualizadas; a diferencia de los hombres, que salen a trabajar y difícilmente vuelven”.

La funcionaria señaló que el aumento de la matrícula femenina comenzó “hace tres o cuatro años” y abarca a todas las especialidades de los centros de oficios, desde albañilería y construcción en seco hasta electricidad del automotor, mecánica “e incluso instalaciones sanitarias, todos trabajos que culturalmente siempre se piensan como masculinos”.

p04-pieza.jpg

Recordó que, antes de 2015, “prácticamente no se veían mujeres en las aulas”. Hoy, agregó, además de las adolescentes, “tenemos hasta mamás y abuelas que vienen, que algunas son docentes o enfermeras, pero la franja más importante es de desocupadas”.

En el CFP 6, que maneja el gremio Uocra, las mujeres alcanzaron el 20 por ciento de la matrícula, al igual que en los CFP 31 y 36, del oeste de la ciudad, o el 35, del barrio Confluencia. En los demás establecimientos, Rodríguez precisó que “el porcentaje es un poco menor, pero no demasiado”.

Los centros de formación profesional dictan cursos gratuitos en oficios de un año o un cuatrimestre. No hace falta tener el secundario completo y, en muchos casos, se puede asistir sin haber terminado tampoco la primaria.

p04-f02-mujeres-ganan-espacio-laboral-oficios.jpg

Para Rodríguez, la creciente presencia femenina “es un cambio generacional y también tiene que ver con que se modificó la organización de las capacitaciones, que antes estaban como diferenciadas por género” (ver aparte).

Antes de recibir el diploma, los estudiantes hacen prácticas fuera de la institución, en general dentro del rubro de la construcción. Allí, muchas chicas demuestran que no sólo aprendieron el oficio sino que también saben desempeñarse a la par de los varones, lo que les abre las puertas para ingresar a un campo laboral que hasta ahora parecía vedado para las mujeres.

--> Hasta en las bocas de pozo

Las neuquinas demostraron este año que también están dispuestas a ganar terreno en el petróleo. En la nueva tecnicatura superior en Perforación y Terminación de Pozos Petroleros, que comenzó a dictarse en la sede del colegio Millaray, un 30 por ciento de los inscriptos fueron mujeres. La carrera, que depende de la Universidad Tecnológica Nacional, arrancó en marzo de este año con 70 estudiantes, de los cuales 22 son chicas.

Andrea Lambert, coordinadora de la tecnicatura, comentó que desde las primeras inscripciones “sorprendió a todos la cantidad de mujeres interesadas”, que cree que “está bárbaro”.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído