¿El príncipe heredero árabe se murió tras una gran orgía?

Khalid Al Qasimi apareció muerto en su departamento en Londres.

El príncipe heredero de los Emiratos Árabes y diseñador de moda, Khalid Al Qasimi, de 39 años, fue hallado muerto en su departamento de Londres, confirmó ayer la policía británica, que no dio detalles de las circunstancias del fallecimiento. Khalid Al Qasimi, el segundo hijo del jeque Mohammed Al Qasimi, trabajaba como diseñador. Su cuerpo sin vida fue hallado el lunes, cuando los servicios de emergencia acudieron al departamento del príncipe (valuado en 114 millones de dólares) en el céntrico barrio de Knightsbridge.

La policía metropolitana de Londres (Met) investiga las causas de la muerte de Al Qasimi, a quien se realizó una autopsia ayer que no determinó la causa del fallecimiento. Según una fuente anónima que habló con el diario The Mirror, hubo algo pesado. “Aparentemente hubo una fiesta donde algunos invitados tomaron drogas y tuvieron relaciones sexuales. Se sospecha que el jeque Khalid puede haber muerto repentinamente como resultado del consumo de drogas”, precisó esa fuente. En su casa las fuerzas del orden (según Leggo de Italia) encontraron drogas definidas de clase “A”, como cocaína, heroína, éxtasis y crack.

Te puede interesar...

El diseñador fundó su marca de moda en 2016 (Qasimi) y había presentado con un gran éxito de crítica sus colecciones en desfiles de la Semana de la Moda de Londres y París. Entre sus clientas tenía a figuras de la talla de Lady Gaga. Los Emiratos Árabes Unidos han decretado tres días de luto y banderas a media asta por el fallecimiento del príncipe Sheikh Khalid bin Sultan Al Qasimi.

Príncipa-árabe-página-18.jpg

El diseñador se había mudado al Reino Unido cuando tenía nueve años y tras pasar por el colegio Tonbridge, asistió a la University College London, donde estudió francés y español, y continuó su formación en arquitectura y moda en la universidad de arte Central Saint Martins. Entre sus amigos se destacaban la cantante Rihanna y Angelina Jolie. También las top models Gigi y Bella Hadid y tenía una estrecha relación con la publicación Vogue. “El mundo del diseño ha perdido a un gran filósofo y artista. Solo pedimos que se respete la privacidad de la familia”, dice el sitio web de su empresa.

Su muerte se produce 20 años después de que su hermano mayor, el jeque Mohammed bin Sultan bin Mohammed Al Qasimi, falleciera a causa de una sobredosis de drogas a los 24 años en 1999, también en Londres.

Era un diseñador comprometido

Nacido en 1980, el jeque fallecido era el hijo y heredero del emir sultan bin Muhammad Al Qasimi, lo que significa que esperaba algún día volver a su país natal para gobernar en Sharjah, uno de los territorios que componen los Emiratos Árabes Unidos, en el golfo de Arabia. El Emirato de Sharjah es la tercera ciudad más grande de los Emiratos Árabes Unidos.

Los diseños de Al Qasimi no pasaron inadvertidos. Es que reflejan problemas socio-políticos en el Medio Oriente, y participó recientemente en una controversia con Vetements con la marca que presenta una camiseta que decía “No dispare” en árabe, francés e inglés, en su colección de espectáculos de la primavera de 2020 en París y que guardaba similitudes con las que usaron originalmente los periodistas en el Líbano durante la invasión israelí del país en 1982. “Esta camiseta fue algo muy personal para mí. La hemos rediseñado para resaltar los problemas de Medio Oriente y lo que está sucediendo en el Medio Oriente en este momento”, dijo aquella vez a una revista.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído