"Kiss me, Obama"

Mirtha contó cómo fue su encuentro con el presidente yanqui. La Chiqui mantuvo la expectativa hasta el domingo

Después de que Nacho Viale lanzara en las redes la foto de su abuela junto a Barack Obama en la gala que lo agasajó en el Centro Cultural Kirchner, Mirtha Legrand prolongó la expectativa en cuanto a los detalles de su encuentro con el primer mandatario estadounidense al anunciar en su programa del sábado que hablaría sobre el tema recién al día siguiente. Una pícara estrategia para mantener a su audiencia cautiva.

Como lo prometido es deuda, en el almuerzo de ayer reveló: "En la mesa Obama estaba rodeada de custodios, y cuando me estaba por ir Juanita me dijo que lo fuera a saludar. Me daba pudor a mí, pero ella me tomó del brazo y me dijo: 'Vamos, yo te acompaño'. Cruzamos ese círculo áulico de seguridad que lo rodeaba y me dirigí a saludar al presidente Macri para agradecerle la invitación. Mientras yo hablaba, Mauricio llamó al presidente de Estados Unidos para presentarnos".

Chocha: "No sé inglés pero me parece que Macri le dijo a Obama que yo era una persona importante".

"Yo no hablo mucho inglés, pero sé que le dijo que yo era una persona muy importante de Argentina", relató vanagloriándose y añadió: "Obama se levantó rápidamente, me saludó con mucho afecto, me parece que me dio las dos manos. Le dije: 'My name is Mirtha Legrand'. ¿Y saben qué más le dije? Se van a desmayar. Yo sé que me van a criticar, pero se los cuento igual, le dije: 'Kiss me'. Le di un beso 'mua' 'mua', uno de cada lado, le dije: 'Thank you, Mr. President'. Y en lugar de 'goodbye' le dije 'bye, bye'. Fue muy rápido".

Luego, la Chiqui recordó la pieza de tango que bailó el mandatario con Mora Godoy. "Cuando lo invitaron a bailar, todos dijimos 'uy, ¿sabrá?'. Bailó a lo (Rodolfo) Valentino, con un estilo muy americano, con pasos largos", comentó.


"Mis dos nietos que fueron, dos príncipes. No lo tomen a mal, pero yo estaba orgullosa de ellos. Juanita rompió corazones esa noche. Yo creí que me venían a saludar a mí y la saludaban a ella". Mirtha Legrand. Sobre la cena con Obama en la que brilló su nieta.

Babero para Mirtha


La señora de los almuerzos se deshizo en elogios para con sus nietos que la acompañaron. "Fueron dos príncipes. No lo tomen a mal, pero yo estaba orgullosa de ellos. Juanita rompió corazones esa noche. Yo creí que me venían a saludar a mí y la saludaban a ella", afirmó y aclaró: "Fue una comida, no una cena de gala. De farandulesco no tenía nada, sólo estábamos Nacho, Juanita, Martín Seefeld y yo. En mi mesa había dos lugares vacíos, uno era para (Marcelo) Tinelli y otro para Graciela Borges, que no pudieron ir".
"Fue muy agradable, 450 personas en el Centro Cultural Kirchner, que ahora se llama Centro Cultural del Bicentenario, que es fabuloso, impresionante. Había mucha vigilancia. Todos americano, nos eran argentinos", indicó.
A su vez, contó que ella quería ir de largo y que por protocolo tuvo que ir de corto y que Juliana Awada tuvo que acortar su vestido a último momento por ese motivo.


Cabré hizo llorar a toda la mesa

Una de las figuras más reacias a dar declaraciones sobre su vida privada recordó a su padre, fallecido en 2014, y conmovió a todos, incluida a Mirtha. "Me contaron que tu papá nunca te pidió nada; y el día que te tuvo que pedir se puso a llorar", preguntó ella y Cabré expresó: "Él me guardaba el dinero que ganaba cuando era menor. Un día me dijo que fuéramos a comprar un departamento para mí, él no había logrado tener su casa propia. Me enseñó todo. No me pedía nada". "Él tenía su taxi. Y sí, la primera vez que se sintió que no tenía salida, que no tenía manera de no pedirme, se le rompió el corazón", relató el actor y añadió: "Un día cambió el auto. Yo tenía mis autos, me daba mis gustos y él tenía un auto normal. Y me lo mostró con una alegría... Yo, para la edad que tenía, tenía mucho, pero descubrí que nunca había logrado tener esa cara de felicidad. Hoy con mi hija descubro que, con pequeñas cosas, como un abrazo, con un 'gracias, papá', soy muy feliz".
Hace unos días Cabré respondió con un golpe de puño a un periodista que buscó entrevistarlo mientras salía del teatro con su hija en brazos. "Le dije dos veces 'bajá la cámara que voy a salir con mi hija' Y apareció detrás igual. Si son agresivos, yo también", aclaró el actor.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído