La mala alimentación mata a una de cada 5 personas

En 2017 causó más de 11 millones de muertes en todo el mundo.

En 2017,11 millones de personas murieron en todo el mundo por enfermedades relacionadas con una dieta desequilibrada.Es casi diez veces más de las muertes en el mismo periodo provocadas por accidentes de tráfico. ¿Te imaginás que un día el médico te dice que vas a morir por la gaseosa que tomás a diario o por un gesto tan sencillo como decir: “pásame la sal”?. Está demostrado científicamente que estos pequeños gestos son armas letales. Nos estamos matando de una manera lenta.

No seguir una alimentación adecuada causó que fallecieran diez millones de personas por enfermedades cardiovasculares, 913.000 por cáncer y 339 000 por diabetes tipo 2. Las cifras son aún más preocupantes si tenemos en cuenta que las muertes por esta causa se han incrementado en tres millones en tan sólo 29 años. La revista The Lancet ha publicado un estudio, Global Burden of Disease (Impacto global de la enfermedad), donde los autores analizan el consumo de 15 tipos de alimentos en 195 países entre 1990 y 2017. En él concluyen que un elevado número de muertes asociadas a no seguir una dieta sana.

Te puede interesar...

A la hora de recabar los datos, los autores se encontraron con algunas dificultades. Una de ellas fue que sólo uno de cada cuatro países dispuso los datos de consumo de sal, uno de los parámetros analizados. La OMS ha recomendado reducir el consumo diario de este producto de 5 a 2 gramos diarios. Pero se toma sal en exceso, el doble de lo recomendable. Un condimento tan básico y tan barato es una de las mayores causa de muerte por enfermedades cardiovasculares.

La enfermedad cardiovascular fue la primera causa mortal relacionada con la dieta. Siguen el cáncer y la diabetes tipo 2.

En cuanto a las bebidas azucaradas -otras de las grandes culpables del exceso de mortalidad- se ingieren 10 veces más de lo debido. La típica lata de 330 mililitros contiene ni más ni menos que 35 gramos de azúcar y la OMS recomienda un consumo diario de azúcares añadidos máximo de 25 gramos. Súmale a esto los demás azúcares añadidos que ingerimos y veremos lo incoveniente de incluir este producto en nuestra dieta. La carne procesada -también asociada al exceso de mortalidad- se consume el doble de lo recomendado.

“Este estudio afirma que una dieta deficiente es responsable de más muertes que cualquier otro factor de riesgo en el mundo, incluido el consumo de tabaco”, subrayó Christopher Murray, director del Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud (IHME) de la Universidad de Washington (Estados Unidos) y uno de los autores del estudio del que participaron más de 130 investigadores de 40 países.

--> En Argentina no estamos tan mal

La mayor proporción de muertes relacionadas con la dieta se registró en Uzbekistán, con casi 892 fallecimientos por estas causas cada 100.000 habitantes. Lo siguen Afganistán, Islas Marshall y Papua Nueva Guinea. Con la menor proporción de muertes vinculadas a la alimentación está Israel (89 muertes cada 100.000 habitantes). Francia y España completan el podio. Argentina está 62ª (203 muertes cada 100.000 habitantes), muy detrás de otros países de Latinoamérica como Colombia (31), Chile (35), Ecuador (40), Cuba (45), Brasil (50), Uruguay (51) o México (57).

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído