El clima en Neuquén

icon
30° Temp
25% Hum
La Mañana Millonarios

Es uno de los cinco principales millonarios del mundo, pero no quiere que los hijos hereden su fortuna

El empresario Warren Buffett tiene un patrimonio de 118.000 millones de dólares, que piensa donar a entidades benéficas

Warren Buffett, la quinta persona más rica del mundo con un patrimonio de unos 118.000 millones de dólares, de acuerdo a la revista Forbes, tiene una filosofía muy singular sobre la vida, la riqueza y la crianza de los hijos.

Este empresario de 93 años nacido en Nebraska, Estados Unidos, se caracteriza por ser un multimillonario poco convencional, con hábitos muy austeros: usa el mismo automóvil desde hace años y vive en la misma casa que compró en 1958 en Omaha.

Pero lo más llamativo es la forma en que concibe el desarrollo personal, algo que siempre buscó inculcar a sus tres hijos. Y lo hizo de la manera más drástica: ya les anticipó que sólo recibirán el 1% de la inmensa riqueza que tiene.

Susan Buffett con su padre
Susan Buffett con su padre, en un evento artístico.

Susan Buffett con su padre, en un evento artístico.

Lo demás, advirtió, será donado a entidades de benéficas, algo que viene haciendo a lo largo de los años. Una de las entidades a la que más aportó es la fundación de Melinda y Bill Gates, sus amigos. Cada año les deja cerca de 4.600 millones de dólares.

El esfuerzo propio

Este particular magnate de las finanzas es uno de los principales impulsores de la educación del esfuerzo entre sus hijos. De hecho, cada uno de ellos tuvo que aprender a ganar y gestionar su propio dinero, pese a tener un padre millonario.

Los tres hijos, Susan, Howard y Peter, ya incorporaron esta filosofía de su padre y están de acuerdo en que el magnate no les deje toda su fortuna.

“La verdad es que sería una locura dejarnos tanto dinero”, dijo recientemente Susan Buffett en su entrevista a la ABC.

A fines de noviembre, en una carta abierta a sus accionistas con motivo del Día de Acción de Gracia, les informó que sus tres hijos serán los encargados de gestionar su legado cuando muera, para donarlo a distintas entidades.

Warren Buffett junto a su amigo, Bill Gates.jpg
Bill Gates y Warret Buffett.

Bill Gates y Warret Buffett.

“Mis tres hijos tienen ahora entre 65 y 70 años. Desde hace algunos años, sus fundaciones distribuyen sumas importantes, a veces al mismo donatario. Por lo general, sin embargo, los tres siguen caminos diferentes”, señala en el texto.

“Mis tres hijos son los albaceas de mi testamento actual, así como los fideicomisarios nombrados del fideicomiso benéfico que recibirá más del 99% de mi patrimonio conforme a las disposiciones del testamento. En 2006 no estaban plenamente preparados para esta enorme responsabilidad, pero ahora sí lo están”, indicó Buffet.

Fiel a sus principios

Warren Buffet, cuya empresa insignia es la textil Berkshire Hathaway, hizo su fortuna con inteligentes tácticas de inversión. Buscaba acciones que le parecían rentables y las mantenía a largo plazo, algo que le resultó efectivo.

Con el tiempo se convirtió en un “gurú” de las finanzas, al que todos seguían por su buen olfato para las inversiones.

Sin embargo, nunca hizo ostentación de sus ganancias y mantuvo un perfil bajo. A sus hijos les inculcó lo mismo. La hija del empresario contó que de chicos les daba 75 centavos de dólar para que lo administraran y aprendieran a valorar el dinero.

Es más. Una vez Susan le pidió un préstamo de 41.000 dólares para reformar su cocina. El financista se lo negó. “Ve al banco y hazlo como todo el mundo”, le replicó, según relató ella misma en una entrevista en el programa Good Morning America de la cadena ABC.

Warren Buffet junto a Mary Rhinehart, directora ejecutiva de Berkshire
Warren Buffet junto a Mary Rhinehart, directora ejecutiva de Berkshire.

Warren Buffet junto a Mary Rhinehart, directora ejecutiva de Berkshire.

En otro tramo de la entrevista, Susan recordó que la única cifra importante de dinero que les dio su padre fue en 1977, a raíz de una herencia familiar.

Les entregó 90.000 dólares a cada uno, producto de la venta de la granja de su abuelo que había heredado Warren Buffett. El resto, dijo, se lo tuvo que ganar cada uno con su esfuerzo.

Hay una máxima que repite Warren Buffett en este sentido. "Deje a sus hijos lo suficiente para que puedan hacer cualquier cosa, pero no lo suficiente para que no puedan hacer nada".

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario