Neuquén suma un nuevo dinosaurio de talla gigante

El viernes 17 de mayo un grupo de paleontólogos presentará en sociedad al Kaijutitan maui un saurópodo titanosaurio basal de más de 86 millones de años de antigüedad hallado en la Formación Sierra Barrosa.

Neuquén vuelve a convertirse en noticia a partir del hallazgo de un nuevo dinosaurio de talla gigante. Se trata del Kaijutitan maui, un saurópodo titanosaurio basal proveniente de rocas de más de 86 millones de años de antigüedad de la Formación Sierra Barrosa.

Se estima que podría haber superado los 30 metros de longitud. Los restos fueron hallados a 10 kilómetros de Salvador Palomo (Rincón de los Sauces).

Te puede interesar...

La presentación en sociedad se hará el viernes 17 de mayo a las 11 en el Centro Cultural Provincial Alberdi y contará con la presencia del equipo de paleontólogos que llevó adelante la investigación: Leonardo Filippi (Museo Municipal Argentino Urquiza de Rincón de los Sauces), Leonardo Salgado (Instituto de Investigación en Paleobiología y Geología de la UNRN-CONICET, General Roca) y el geólogo Alberto Garrido (Museo Provincial de Ciencias Naturales Prof. Dr. Juan Olsacher, Zapala).

El descubrimiento se dio en 2012, cuando el equipo del Museo Argentino Urquiza de Rincón de los Sauces y el Geólogo Alberto Garrido del Museo Juan Olsacher de Zapala, hicieron varias salidas de campo con el objetivo de realizar análisis geológicos en diferentes sitios donde años anteriores habían sido encontrados varios ejemplares fósiles.

DINO2.jpg

Los primeros restos fueron encontrados en el cañadón aluvional Mistringa, situado en un área cercana a Loma del Lindero, a 10 km al oeste de Salvador Palomo (Rincón de los Sauces). Uno de los técnicos del museo halló parte del cráneo y un conjunto de huesos que forman la cavidad encefálica que es muy excepcional. Inmediatamente se organizó rescate de los resto de las piezas, lo que permitió la aparición de elementos del esqueleto, de gran tamaño y en buenas condiciones de preservación.

Tras seis campañas se recuperó parte del cráneo, vértebras del cuello y de la cola y huesos apendiculares, entre los cuales se destaca un fémur que habría tenido más de 2 metros de longitud.

Con esos elementos los investigadores pudieron armar el rompezabezas y reconocer una nueva especie de dinosaurio saurópodo, que denominaron Kaijutitan maui. Kaiju, es una palabra de origen japonés que significa “bestia extraña”, usualmente traducido al español como “monstruo”, titan del griego “gigante” y finalmente maui, hace referencia a las siglas del Museo Municipal Argentino Urquiza.

DINO3.jpg

Lo que destaca a Kaijutitan del resto de los saurópodos titanosaurios hallados en el norte neuquino es principalmente su enorme tamaño, aunque presenta otras características notables como espinas bífidas (divididas) al menos en las vértebras anteriores del cuello.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído