El clima en Neuquén

icon
15° Temp
47% Hum
La Mañana Chos Malal

Una joven busca a su papá neuquino para recuperar su historia

El hombre es oriundo de Chos Malal y se llama Ulises Antonio Vásquez. Tuvo un romance a fines de los 80 en Chubut y en 1991 nació su hija.

Si bien las preguntas sin responder y el dolor de la ausencia fueron una constante en su vida, el límite que le puso el cuerpo, desde hace unos cuantos años atrás, impulsó una nueva búsqueda.

El alcance de las redes sociales alumbraron una posibilidad. Solo faltaba juntar coraje para escribir un posteo y saltar en la inmensidad de lo público para dar con ese pasado que le fue esquivo durante un poco más de 32 años.

Bastó un nombre, la mención de dos localidades y un breve relato para que la magia tecnológica opere, para que el boca en boca ate cabos y en cuestión de horas surja la esperanza de resolver el acertijo.

Bastó con que Claudia Fernanda se anime a decir 'acá estoy' en un grupo de Facebook de gente que busca gente y que teclee el nombre Ulises Antonio Vásquez, su "progenitor", tal como lo denomina ella. Bastó con que en una línea resuma que es nativo de la localidad neuquina de Chos Malal, que tuvo un romance con su madre (Lucinda) a fines de los 80' cuando el trabajo en la industria del petróleo lo llevó a Sarmiento, Chubut; y que fruto de esa relación nació ella -en 1991- cuando él ya no estaba ahí.

claudia fernanda.jpg

Con la convicción de que sigue vivo, salió a su búsqueda para armar el rompecabezas, para buscar los mil y un por qué de su vida y la respuesta de una posible hermana, no tardó en llegar, justamente, desde Chos Malal.

"Desde 2012 tengo ataques de pánico y temas de relación. Siempre sufrí por el sentimiento de abandono, de no pertenecer a un lugar. Hoy en día estoy trabajando mucho con las constelaciones familiares y resurgió la necesidad de volverlo a buscar", dijo Claudia, en diálogo con LMNeuquén, luego de recordar otros intentos fallidos en el pasado.

"Yo nací en Sarmiento, viví ahí hasta los 17 años que me fui a estudiar. Actualmente vivo en Córdoba Capital", dijo con la tonada característica de esa provincia. "Toda mi familia materna está en Sarmiento. Siempre supe el nombre de mi progenitor pero nunca pude conocer su rostro. La historia la sé por mi madre, mis tíos y allegados. Me contaron que ellos tuvieron una relación. Él era petrolero y ella era empleada de un comercio. Me tuvo a los 37 años y él era más chico. Calcula que unos 3 o 4 años, así que hoy debe tener 66 años", conjeturó.

claudia fernanda 2.jfif

"Mi mamá no quería tener hijos y cuando lo conoció a Ulises cambió la perspectiva. Él siempre le decía que cómo no iba a tener una hija, que qué iba a hacer el día que su madre no esté. Y así le cambió la mentalidad. De hecho, yo fui buscada. A ella le costó mucho quedar embarazada. Al fin de cuentas lo logró, pero justo ahí él le ofrece irse a otra ciudad. Ellos no convivían, eran novios. Él vivía con otros petroleros de Neuquén y mi mamá vivía con mi abuela. Siempre fue muy apegada a ella y no quiso irse con él porque en ese momento mi abuela estaba perdiendo la visión. Él decide irse de todas formas estando mi mamá embarazada y sin darme el apellido, algo que mi mamá nunca entendió", relató.

"Después de mi nacimiento él volvió a contactarse a través del teléfono de un hermano de mi mamá. Ella, desde el dolor, desde la bronca, no lo quiso atender. Siempre recuerda esa llamada: que vino mi tía corriendo para avisarle que la estaba buscando Ulises", contó Claudia. "¿Qué quiere?", preguntó Lucinda. "No sé, está en el teléfono", le contestaron. "Decile que no estoy, que no sabés de mi", fueron las palabras que levantaron el paredón que permaneció sin ser desafiado, hasta ahora.

claudia fernanda 3.jpg

"Mi mamá después de esto nunca más volvió a tener pareja. Nunca más pudo volver a confiar en un hombre y fue muy duro quedarse sola con una hija y más en esa época. Yo lo padecí bastante. Siempre me pregunté por qué no podía tener un papá, por qué tenía un papá-tío. Desde el jardín, el Día del Padre no tenía a quien dibujar, más que a mi tío Jacinto, que ofició de papá. He tenido intentos de búsqueda siendo adolescente. La última vez fue hace 7 años atrás que empezamos a buscar en perfiles de Facebook pero todos los que encontramos mi mamá no lo reconocía. El tema es que mi mamá nunca supo nada de la familia de él. Mi abuela lo conocía, todo, pero mi mamá nunca conoció a nadie de su familia. Solo sabía que era oriundo de Chos Malal, pero nunca supo siquiera cómo se llamaban los padres", comentó.

Tras el posteo que hizo Claudia el pasado fin de semana en el grupo de Facebook, llegó el mensaje de una mujer de 45 años, oriunda de Chos Malal e hija de un señor llamando Ulises Antonio Vásquez. "Me dijo que la referencia que puse en la publicación coincide con la de su papá", deslizó Claudia.

ulises vasquez 0.jpg

A partir de ese intercambio y sin poder aún corroborar que están hablando de la misma persona, las supuestas medias hermanas intercambiaron fotos y encontraron parecidos en los rasgos y gestos de ellas con el hombre y con otros de los cinco hijos que tuvo durante un largo matrimonio con una mujer de Chos Malal, que terminó hace unos cinco años.

En medio de la vertiginosidad, las dudas y un explosivo combo de emociones, Claudia espera con paciencia que le lleguen más fotos que le permitan a su madre reconocer a su antiguo novio.

"Mi mamá siempre lo vio con barba, bigote. En las fotos que me mandaron no aparece ni con barba ni con bigote, por eso a mi mamá le cuesta confirmar que es él. Sin embargo, esta mujer de Chos Malal me cuenta que su papá siempre se dejaba la barba cada vez que se iba al sur", manifestó.

Conmovida por el hallazgo, la joven mantiene la cautela y la paciencia porque es consciente que "hay una familia detrás de todo esto". "Hay que entender sus tiempos. Si estuviéramos hablando de la misma persona, para ellos también es muy duro", advirtió.

Con todo, Claudia ya tiene una invitación en Chos Malal para conocer a ese hombre que hoy trabaja en un campo cerca de la localidad. "Sé que es una persona conocida en el lugar y que es el único hombre en Chos Malal con ese nombre y apellido", expresó.

"Yo no estoy buscando el apellido, solo quiero saber esa parte de mi historia para curar parte de mi alma. Mi cuerpo lo está sintiendo. No es mi intención incomodar a nadie, solo quiero saber quién soy, para entender, para seguir con mi vida desde la sanación y el perdón. Esta búsqueda es más que nada para cerrar un ciclo de dolor, ausencia y preguntas. No estoy negada a la posibilidad de que al día de mañana el contacto se dé", dijo, en alusión la chance de construir un vínculo con sus posibles familiares.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario