Piden abrir una calle para no quedar aislados

Vecinos de Confluencia tienen un solo acceso al barrio. Quedan incomunicados por los piquetes.

Neuquén.- Los vecinos del loteo Dos Ríos, en inmediaciones de las calles Boer y Obrero Argentino, del barrio Confluencia, manifestaron la necesidad de que se habilite la apertura de la calle Los Álamos porque alegan que quedan prácticamente aislados cuando se corta el único acceso al sureste de la ciudad.

Se trata de unas 15 familias que permanecen recluidas cuando se produce algún corte en el único acceso que tienen por Obrero Argentino y Chocón, tal como sucedió el miércoles cuando un grupo de padres de alumnos de la Escuela 136 cortó esa intersección en demanda de gas y de auxiliares de servicios que impiden el dictado de clases.

"Más allá de que compartimos el reclamo, nosotros mismos cambiamos a nuestro hijo de ese colegio por los inconvenientes para empezar el ciclo lectivo, el tema es que no tenemos otra forma de llegar a nuestro hogar que no sea por Obrero Argentino", se lamentó Carla Carvajal, residente sobre calle Boer.
Según agregó su marido, Carlos Rosales, en los planos figura Los Álamos –paralela hacia el este de calle Obrero Argentino– como cedida, pero en la realidad una reja puesta por el dueño de una de las chacras contiguas impide la circulación.

La única alternativa que encontraron fue hacia el oeste, a través de un baldío cubierto de malezas y de basura para salir a un terraplén, donde debería haber una plaza, luego de sortear un cordón cuneta.
"Es un trastorno, yo tengo una camioneta, pero para los que tienen autos que son bajos es un verdadero problema. Sería beneficioso si tuviéramos otra vía de acceso alternativa ya sea por Los Álamos o por donde consideren", indicó Agustín Sánchez, otro de los vecinos del loteo.

Los residentes coincidieron en la apertura de una nueva vía terrestre porque más allá de un corte puntual por un reclamo se puede desatar un incendio o una rotura de cañerías y no tienen por dónde salir.
Es un loteo donde se está en continua construcción, y a pesar de que muchos viven desde hace unos tres años, aún no cuentan con la recolección de servicios domiciliarios, como así tampoco de transporte público de pasajeros.

Otro de los temas que preocupa es la falta de seguridad. "Hacia el norte tenemos una chacra que será próximamente loteada. Le pedimos al propietario si la podía cercar porque por ahí ingresan a robar y apenas puso dos líneas de alambrado. A eso se le suma que los terrenos del barrio que son de Cordineu tienen yuyales de dos metros de altura", sostuvo Carvajal.

No cuentan con representación

Desde hace un tiempo los vecinos del barrio Confluencia Urbana no cuentan con representación vecinal. Es por eso que los habitantes de los nuevos loteos se reúnen semanalmente para canalizar por escrito los reclamos de falta de servicios y de transporte público, entre los varios problemas que tiene la zona.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído