Razones por las que una mujer no puede conformar pareja

Una especialista española analiza esta problemática y tira algunos tips para que ellas encuentren a su media naranja.

Lo que se pretende en esta nota es ayudar tanto a las mujeres que están abiertas a una relación sentimental como a aquellas cuya relación de pareja está pasando por un mal momento. Para que puedan hacer un primer diagnóstico de cómo es la relación de pareja, una especialista, Griselda Vidiella (psicoterapeuta, naturópata y experta en medicina holística de Cataluña), te propone que respondas las siguientes preguntas: ¿sos sincera con él?, ¿sentís pasión e ilusión?, ¿respetan el espacio del otro?, ¿se complementan?, ¿las relaciones sexuales son satisfactorias?, ¿tu amor es incondicional?, ¿tienen proyectos en común?

Si has respondido que sí a todo, ¡enhorabuena! Eso significa que tenés una relación de pareja sana y plena. Si no es así, deberás detenerte y analizar qué problema hay.

¿El trabajo, las dificultades económicas, el cuidado de los hijos o unos padres mayores dificultan tener una vida de pareja apasionada y enriquecedora? ¿Estás dejando de ser vos misma para gustarle? ¿Te sacrificás por él y creés que está en deuda con vos? ¿Ya no hablás desde la libertad ni la retroalimentás? ¿Perdiste la ilusión por hacer cosas juntos? ¿La comunicación ya no es sincera? ¿A menudo creés que es mejor no explicárselo, porque no te entenderá?

Te preguntás cómo llegaste hasta acá. Puede que la suma de disgustos y sufrimientos acumulados te hayan ido bloqueando energéticamente. Todo ese dolor queda dentro de vos y genera desamor. También puede ser que tus relaciones sentimentales anteriores estén condicionando la relación actual. Para una persona que haya sufrido una infidelidad es fácil que en su nueva relación sienta celos. También es habitual que, cuando una ruptura ha sido dolorosa, después la persona se deja querer sólo hasta cierto punto y busca relaciones superficiales para no involucrarse emocionalmente.

Los bloqueos de pareja son acumulativos, es decir, son mayores cuantos más disgustos y sufrimientos hayas tenido. Estos bloqueos hacen que emitas a una frecuencia de vibración más baja de la que te corresponde y atraigas a personas con una frecuencia baja. Después del enamoramiento, quizás te das cuenta de que es una pareja conflictiva, superficial, egocéntrica.

Te está arrastrando hacia otra relación insatisfactoria y dolorosa. Volverás a repetir esta misma situación hasta que no consigas liberar ese bloqueo energético, recuperes tu autoestima y reconectes con tu esencia. Cuando hayas eliminado el bloqueo, emitirás una frecuencia de vibración alta y, por la ley de atracción, conocerás a personas que estén en sintonía con vos con las que tener una relación estable, enriquecedora, apasionada y evolutiva.

A su vez, los bloqueos de pareja, como cualquier bloqueo energético, tienen consecuencias físicas.
Sanar el vínculo con la pareja no es una tarea fácil, pero si la relación es nociva, debés resolver el problema. Todo tiene solución. Hay terapias para desbloquearte y para que reconectes con tu fuerza y tu autoestima. Lo demás vendrá solo.


No estirar relaciones por miedo
No sigas al lado de tu pareja por una cuestión de miedo, por costumbre, por pena, por los hijos. Si lo hacés, sentirás que te apagás poco a poco. Si mantenés algo que no existe, estás cerrando la puerta a otra oportunidad con la persona que te merecés.
No tengas miedo a sentir, a amar y a entregarte.


Ser una misma para gustarle
No te sacrifiques esperando algo a cambio. Quizás tu pareja no se da cuenta de que lo que estás haciendo para ti supone un gran sacrificio. No esperes cambiar a la otra persona, nunca calles cuando algo te haga daño y no esperes a abordar el tema.
Al primer síntoma de que pierdes la ilusión y la pasión, parate y reflexioná para averiguar qué ocurre. No creas que es normal esta situación.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído