El clima en Neuquén

icon
19° Temp
29% Hum
La Mañana San Antonio

Su gato se extravió y ofrece 30 mil pesos de recompensa

"No es mi mascota, es mi compañero de aventuras", resaltó el vecino de San Antonio Oeste que ofrece la suma de dinero por el animal.

Otro gesto de amor hacia un animal que conmueve. Hace poco una vecina de San Antonio Oeste pagó un taxi desde Cipolletti para que le trajeran un pequeño perro. La noticia tuvo impacto en los principales medios del país.

Ahora el protagonista es Felipe, un gato blanco con manchas negras que se extravió de su casa hace casi cinco meses, y su amo lo busca con desesperación, al extremo de ofrecer una recompensa de 30.000 pesos a quien lo encuentre.

Te puede interesar...

“No es mi mascota, es mi compañero de aventuras”, aclaró Luis Arteaga, un salteño que a principios de año se mudó a la costa rionegrina atraído por la belleza del lugar.

La búsqueda la difundió mediante carteles que pegó en distintos lugares a poco de su desaparición, y periódicamente reitera la publicación en Faccebook, donde ha tomado trascendencia.

Lo que no deja de sorprender, y ha sido motivo de comentarios incluso en programas radiales, es el monto que está dispuesto a pagar por reencontrarse con Felipe. Pero lo que significa para él no se compara con el valor monetario.

“Si tuviera más, lo daría”, sostuvo. Como para confirmar el afecto que le genera el felino, tiene presente cuando desapareció: el 26 de marzo.

Por la tentadora oferta le han llegado algunos datos, pero ninguno certero. Incluso en una oportunidad, siguiendo una pista que recibió, encontró una gata parecida que también estaba perdida, y se encontraba envuelta en una ruptura de pareja.

Luis contó que Felipe llegó solo a la casa que ocupaba en General Roca, donde vivió alrededor de cinco años. Recordó que escuchó maullidos en la puerta, y cuando abrió se lo encontró. Al principio le daba de comer, y el gato iba y venía.

“No quería tener animales porque trabajo todo el día”, sostuvo. Pero el animalito le compró el corazón y lo adoptó.

Él lo acompañó cuando estuvo inmovilizado como consecuencia de un accidente, y se lo llevó de vacaciones al norte del país. Después, cuando se instalaron en San Antonio, le colocaba un collar con correa e iban juntos a la playa.

“Es mi compañero de aventuras”, reitera en la charla con tono apenado. Dice que de tanto que lo extraña, todos los días lo sale a buscar.

“No tenés una idea lo que significa para mí”, recalcó. El dinero que está dispuesto a desembolsar lo revela.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

4.7619047619048% Me interesa
86.904761904762% Me gusta
4.7619047619048% Me da igual
1.1904761904762% Me aburre
2.3809523809524% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario