Tensión en un colectivo: el chofer recibió insultos y bofetada de dos pasajeras

Fue en el ramal 6 de Autobuses Neuquén. Dos mujeres quisieron pasar sin pagar con pases truchos y se enojaron con el colectivero que no las dejó.

Un colectivero del ramal 6 de Autobuses Neuquén sufrió ayer una situación violenta y confuso mientras pasaba por el barrio Melipal. Dos mujeres se subieron al colectivo y quisieron pasar sin pagar con supuestos pases por discapacidad, y al ser detectadas en su fraude lo insultaron, le tiraron los anteojos y hasta le pegaron una bofetada.

Todo pasó pasado el mediodía, Martín Barros pasaba por la calle 1 de mayo y Huilén en el barrio de Melipal. Al frenar en la parada dos mujeres de entre 35 y 40 años se subieron y exhibieron muy velozmente un papel blanco que dijeron era un pase por discapacidad.

Te puede interesar...

"Las mujeres subieron y mostraron muy rápido el carnet y lo guardaron. Por eso yo les pedí por favor que me lo vuelvan a mostrar, ya que sabemos que hay muchos pases truchos", relató el chofer a LM Neuquén y agregó: "Entonces ahí se pusieron muy nerviosas y me dijeron ‘Qué te vas a poner la gorra, es un pase por discapacidad y listo’".

La situación se puso aún más violenta cuando Martín les aclaró que entonces deberían pagar el boleto. Las dos mujeres comenzaron a insultarlo a los gritos mientras él avanzaba en su recorrido.

"Incluso me dieron una bofetada en la cara que me voló los anteojos. Les dije que las iba a llevar a la comisaría a lo que me respondieron que si hacía eso me hacían mierda", afirmó el colectivero aún indignado ante el maltrato y la falta de respeto recibida.

La salida que encontró Martín fue la de frenar unas cuadras después en la sede de los Bomberos de Bouquet Roldán. "Frené y les pedí a los bomberos que llamen a la Policía porque tenía dos pasajeras violentas que me venían amenazando", detalló.

En el colectivo había otras 5 pasajeras quienes no se metieron en la pelea, según consideró el chofer, "tenían miedo a ser golpeadas".

Cuando llegaron a la sede de los Bomberos las mujeres violentas se bajaron del colectivo y ante la consulta de los efectivos policiales, quienes se acercaron rápidamente, le aclararon que los pases que tenían no eran de ellas.

Finalmente, el chofer radicó la denuncia en la comisaría, y concluyó con su recorrido.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído