LMNeuquen libro

Una noche para disfrutar de cuentos brevísimos

El escritor cipoleño Eduardo Gotthelf presenta hoy su libro de microrrelatos "Mientras el lobo no venga" a partir de las 20.30 en las redes sociales con la presencia virtual de grandes exponentes y académicos del género.

“En cierto modo este libro es un hijo en pandemia”, cuenta Eduardo Gotthelf sobre “Mientras el lobo no venga”, su séptimo libro de microficción que se presentará hoy a las 20.30 horas y se podrá seguir desde la página de Facebook y del perfil de Youtube de Internacional Microcuentista. Participarán de la presentación virtual importantes escritores y académicos del género. La microficción consiste en la escritura de cuentos brevísimos, normalmente, de menos de veinticinco líneas, capaces de exigir al lector un esfuerzo de concentración y al mismo tiempo de proporcionarle un universo coherente y compacto, recorrido por una fina línea de humor y cotidianeidad.

El escritor que vive en Cipolletti, de profesión ingeniero en petróleo, señala que no intentó escribir nada nuevo porque consideró que la realidad se le iba a filtrar en cualquier cosa que hiciera. “Creo que para escribir acerca de la realidad hace falta un distanciamiento, un cierto tiempo”, dice a LM Neuquén. Por eso comenzó a trabajar con sus textos inéditos y le fue dando forma a este libro que consta de cinco capítulos.

Te puede interesar...

Gotthelf asegura que siempre escribió textos cortos, “incluso de adolescente”, y reconoce la semilla que le dejó la lectura de Marco Denevi. Confiesa que cuando en 1995 publicó su primer libro, “El sueño robado y otros sueños”, no tenía idea de la existencia del género microficción.

Escribir este tipo de textos breves para Gotthelf le resulta atractivo “contrariamente a lo que parece, la brevedad, lleva mucho trabajo escribir”. Pero sobre todo porque el lector, según el autor, “debe ‘trabajar’ bastante para leerlos. Como lo que no se dice es más que lo que se dice, el lector debe completar ese texto, y para ello poner en juego su imaginación, sus conocimientos, su sensibilidad, sus experiencias para encontrarle el sentido al texto. Y este es un trabajo muy placentero.”.

Señala que los textos breves tuvieron cultores desde siempre, entre ellos menciona a Jorge Luis Borges, Julio Cortázar, Adolfo Bioy Casares, entre otros. El género tuvo gran desarrollo en los países de Latinoamérica y también en España. Acota que en la la Universidad Nacional del Comahue “hay un grupo dirigido por Laura Pollastri que desde hace años se ha dedicado muy especialmente al estudio de este género”.

El libro será presentado hoy a las 20.30 y acompañarán a Gotthelf referentes del género como Luisa Valenzuela, Ana María Shua y Raúl Brasca. También harán sus aportes la escritora Ildiko Nassr de Jujuy, Pía Barros de Chile, dramaturgo Jorge Otegui de Bariloche y dos académicas de renombre mundial, Graciela Tomassini de Rosario y Paquita Noguerol, de Salamanca, España.

Entre sus libros se destacan “Cuentos pendientes”, “Principio de incertidumbres” y “Paraísos paralelos”.

Nocturna de Eduardo Gotthelf

Dos timbres cortos. Abrí. Ella entró y enseguida cerró la puerta. Confieso que me puse nervioso, y dije algo totalmente inapropiado.

—Yo podría ser tu padre.

—¡Jaja! Pero no lo sos —respondió—. Quedate tranquilo.

Mi esposa estaba de viaje. La vecina de enfrente siempre se mete en todo, pensé que tal vez podría haber notado algo.

Cuando se fue, oí que una moto se alejaba. Me sentí agotado, y me recosté en la cama.

Es como si la siguiera viendo. El cuerpo menudo, la blusa entreabierta, la piel muy blanca, los ojos muy negros, el pantalón fucsia, el perfume barato, las botitas con plataforma, ella guardando el dinero, y en la otra mano, todo el tiempo, el calibre 38.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

4.7619047619048% Me interesa
90.47619047619% Me gusta
0% Me da igual
4.7619047619048% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario