"A mí me hubiera gustado ver a los mejores en la final"

Siempre polémica. A punto de decidir si el año que viene deja el país junto al futbolista Matías Defederico y sus tres hijas, la vedette habla del robo a su casa y opina de la inseguridad. Además, confiesa que se quedó con las ganas de ganar el "Bailando".

Buenos Aires
Especial

Cuando llega a cualquier evento, Cinthia Fernández es como una especie de remolino que, a pesar de su pequeña estatura, se mueve entre la gente y va convocando miradas a su alrededor. Hasta que, casi siempre, termina siendo el centro de atención. Eso sucede en el evento de presentación del carnaval de Gualeguaychú, donde la vedette es una de las celebrities invitadas a bailar esta temporada -junto con Verónica Ojeda, Vicky Xipolitakis y Julieta Prandi-. Y llama la atención no sólo por el físico escultural que lleva con orgullo -y trabajo, especialmente después de haber dado a luz a sus tres hijas- a los 26 años, sino también porque ella disfruta de posar para las cámaras y, se sabe, no es de los personajes de la televisión rebeldes a hablar. A veces, todo lo contrario.

Una casa con caos "No sabés lo que es mi casa. Las nenas son chiquitas y son tres. Hay que pasar este momento".

Sí, le gusta hablar de todo y de todos, y no se calla nada cuando le preguntan. "No sé si estoy acostumbrada a los escándalos o las polémicas, pero yo siempre digo lo que a mí me parece y no me importa si alguien se ofende. Sobre todo cuando se meten conmigo, con mi vida personal o con mi carrera. No me gusta que me jueguen sucio", dice sobre el reciente escándalo y sus acusaciones -vía un audio de Whatsapp- contra Este es el show, el programa conducido por José María Listorti y Paula Chaves, y de los productores de Showmatch Chato Prada y Federico Hoppe, a quienes acusó de beneficiar a sus competidores en el "Bailando", por ser los que van a ir a la temporada con obras producidas por ellos. "Yo ya lo dije: la gente no es tonta. Pero da mucha bronca cuando se cagan en todo el esfuerzo que uno hace para poder estar ahí y para hacerlo bien", suelta la vedette, que se quedó con las ganas de ser finalista en el certamen.

¿Te quedaste con bronca?
Sí, no te voy a decir que no. Pero bueno, las cosas se dieron así y ya está. En el momento, en caliente, dije todo lo que pensaba y lo que quería decir, pero ahora ya está. La verdad es que tuve a muchísima gente apoyándome, incluso en la final, que me decían que no podían creer que no estuviera ahí. Me voy con eso.

Pasó antes con Lourdes Sánchez, novia del Chato, y ahora con Laurita Fernández, que es la mujer de Hoppe. ¿Creés que hubo acomodo?
Yo ya dije lo que tenía que decir sobre eso y prefiero creer que las cosas son así y pasan por algo.

Obvio que a mí me hubiera gustado estar y que uno muchas veces no puede entender la elección.

Pero la verdad es que no se trata sólo de baile esto y el público eligió así. Entonces, los que estuvieron ahí, por algo estarán... No sé, la verdad es que no sé. Pero prefiero no opinar de eso y quedarme con lo lindo que la pasé este año.

¿Querés decir que no importa tanto cómo se baile?
Quiero decir que para mí, que sin ser bailarina profesional tengo el ojo del baile, me gusta mucho, lo hice y lo hago seriamente y me fascina ver a los buenos bailando, la verdad es que tanto Gaby (Usandivaras) como yo queríamos que ganara alguien potable, pero bueno...

¿Te parece que hay demasiados personajes y pocos bailarines?
Sí, claro. Me parece que estaría buenísimo que se hiciera una competencia como la de Estados Unidos So you think you can dance, que es como el "Bailando" pero con bailarines profesionales. ¡Y es un fuego ese certamen! No sabés. Yo lo sigo un montón, aunque no conozca a los que bailan. Es gente famosa pero que sabe bailar, que acá hay un montonazo. Acá se podría hacer perfectamente y me parece que sería increíble. Pero "Bailando" es sobre todo un reality y las prioridades son otras.
Así que lo que lo hace funcionar no es que se baile mejor, sino otras cuestiones...

Hablaste de un año muy lindo que no querés que se opaque con el final del "Bailando". Fue un año difícil también, ¿no?

Sí, sí. Fue un año lindo en trabajo y me sentí valorada. De hecho, ahora me ofrecieron hacer temporada, me ofrecieron cosas en la tele, me ofrecieron de todo. Y en ese sentido no me puedo quejar. Pero sin duda que a nivel personal tuve momentos muy difíciles, porque estuvimos demasiado meses separados con Matías (Defederico) y yo estuve sola acá con las nenas... La pasé mal. Igual creo que para él, que estaba solo allá (en Turquía) fue más difícil, porque acá yo estoy con mis hijas...

¿Cómo llevás la vida de mamá?
Es un caos mi vida, no sabés lo que es mi casa, no tengo ni tiempo para ver la tele. Pero bueno, las nenas son chiquitas y son tres. Así que hay que pasar este momento. Es una etapa y todo se va a ir acomodando. Por eso no acepté nada de lo que me ofrecieron, salvo ir a bailar a Gualeguaychú, porque hoy no sé si nos quedamos o si nos vamos. Y si nos vamos, no sé ni a dónde todavía. Por eso, yo ahora decido en base a hacia dónde va mi familia. Porque vamos a estar donde podamos estar juntos. Esa es la prioridad.

Encima, cerraste el año con un robo. ¿Te quedaste con miedo?
La verdad es que yo ya tenía miedo, porque no es la primera vez que me roban y este país es un desastre en seguridad. Un desastre. Pero en este caso fue raro, porque fueron directamente a la plata y es obvio que fue alguien que me vendió, porque estaba todo planeado, sabían muchas cosas. No fue al azar. La verdad es que sí, que no quiero volver a quedarme sola en Buenos Aires.

¿Te dan más ganas de irte del país?
Es un tema muy difícil, porque cuando yo estaba en Emiratos Árabes era el país más seguro del mundo... Sí, con muchas otras cosas la pasé muy mal y extrañé mucho a mi país. Pero también me da mucha tristeza lo que pasa acá. Creo que necesitamos que haya leyes más estrictas, porque allá no roban porque si robás te cortan las manos.

Una idea un poco peligrosa...
No sé, a veces hace falta que exista eso. Yo sé que también hace falta más educación y trabajo, pero tiene que haber castigo, porque si no es cualquier cosa. Yo espero que ahora con el nuevo gobierno cambie algo, creo que va a llevar tiempo. Igual, no entiendo nada de política ni me interesa.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Deja tu comentario

Lo Más Leído