A un ruso lo devoró un oso que crió de cachorro

El oso vivía desde hacía cuatro años en la casa de Grigoriyev, quien le había dado el nombre de Grumbler.

Rusia. No quiso hacerle caso a nadie cuando le dijeron que sería peligroso tener como mascota a un oso, pero nada le importó cuando salió de cacería y encontró a la pequeña cría en el bosque. Sergey Grigoriyev, de 41 años, sólo quería tener en su terreno en la región rusa de Chelyabinsk un oso y así lo hizo. Sin embargo, no fue la mejor de las ideas, ya que todo terminó de la por manera para él.

El hombre desapareció, la familia hizo la denuncia a la policía local, que el martes informó un triste final: el hallazgo del esqueleto de Sergey. Primero la policía detectó rastros de sangre y la jaula del oso abierta. Minutos después hallaron un indicio de que algo terrible había pasado: los tres perros de Grigoriyev estaban muertos y parcialmente devorados. Los policías encontraron a un par de pasos los huesos del cazador, que había sido atacado por su “mascota”, la que luego se lo comió. Según detalla el diario inglés The Sun, Grigoriyev había rescatado al animal de su cautiverio hace cuatro años y lo crió desde cachorro.

Te puede interesar...

Tras el fatal ataque, el oso pardo se quedó en el terreno y regresó a la casa con el ruido de la policía. “La bestia está muerta, por lo que los ciudadanos se pueden quedar tranquilos, ya que nunca más representará un peligro para la vida y seguridad de las personas”, indicó Alexey Petrov, quien reconoció que tuvieron que dispararle al animal para poder abatirlo y evitar otra tragedia. En el reporte agregaron que el oso se disponía a atacar también a la esposa e hija de Grigoriyev, pero en ese momento fue enfrentado por uno de los perros del lugar, que les dio tiempo a que ambas escaparan.

El oso vivía desde hacía cuatro años en la casa de Grigoriyev, quien le había dado el nombre de Grumbler. Según las versiones de la familia, el hombre había capturado a dos crías de oso y una la había regalado. El animal era usado para entrenar a perros de caza para que aprendieran a enfrentar a depredadores vivos. Sin embargo, y según los vecinos, el oso ya había atacado a Sergey en el pasado, pero él no le había dado mayor importancia porque el animal era cariñoso con él la mayoría del tiempo

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído