Durante cinco años abusó de su sobrinita cuando iba a su casa a visitar a la abuela. Los abusos se extendieron entre los 6 y 11 años de la pequeña, que logró develar la pesadilla a una maestra en la escuela.

Te puede interesar...

El asistente letrado Juan Manuel Narváez acusó al hombre por abuso sexual gravemente ultrajante. Además, Narváez tuvo buen tino a la hora de pedir la prisión preventiva del agresor, ya que había sido declarado en rebeldía por negarse a asistir a su acusación.

De acuerdo con la teoría que presentó la fiscalía, el hombre abusaba de la hija de su hermana cuando la pequeña lo iba a visitar a él y a la abuela, que vivían en la misma casa.

Por la escasa edad y el vínculo afectivo, a la pequeña le costó procesar la situación a la que estaba siendo expuesta por su tío cuando se quedaba a solas con ella.

En una jornada escolar, a los cinco años de comenzados los abusos, la niña logró develar la pesadilla que vivía.

De inmediato se radicaron las denuncias del caso y la fiscalía ordenó distintas medidas que ayudaron a corroborar los dichos de la niña.

Narváez lo acusó teniendo en cuenta que los abusos se extendieron en el tiempo y la grave humillación que sufrió la niña.

6 meses detenido por riesgo de fuga y entorpecimiento

La fiscalía entendió que el hombre ya había sido declarado rebelde por lo que había un riesgo real de fuga y además podría entorpecer la investigación. El juez avaló el pedido.

LEÉ MÁS

Asesinó de tres hachazos a su compañero de borrachera

Policía fue condenado por robarle el celular a un demorado

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído