Adicto al juego ruega que ya no lo dejen apostar

Salta

Un hombre de 40 años que padece ludopatía y que ya pidió dos autoexclusiones en Salta, quiere que no lo dejen entrar más a las casas de juego. Se trata de Juan Matías González, quien decidió hacer pública su historia en el diario salteño El Tribuno y solicitó que haya más controles en los casinos para personas como él, que pidió que no lo dejen entrar más.

“Yo pedí mi autoexclusión de los casinos dos veces. La primera recorrí cada una de las salas y la segunda fui al Ente Regulador del Juego de Azar, presenté mi formulario, me sacaron una foto y durante un tiempo no me dejaron entrar a los casinos. Pero después ya me dejaron de controlar y terminé entrando”, dijo angustiado. “Si para entrar en una cancha de fútbol hay derecho de admisión y a uno le piden huellas dactilares, por qué en los casinos no se toman medidas así”, señaló.

Juan recuerda que hace 20 años fue por primera vez a un casino a tomar algo, antes de ir a una fiesta, y desde ahí no paró de jugar. Siempre fue taxista y hace tres semanas se quedó sin trabajo, por el mismo inconveniente: las apuestas. Según contó, cuando está en tiempos de crisis, plata que llega a sus manos la quema en el casino.

En este último trabajo se gastó varias recaudaciones para jugar, y cuando vio que ya estaba desbordado, entregó el auto. El hombre tiene cuatro hijos y asegura que su familia es de fierro y que lo salva, pero el tema es que gastarse toda la plata en el juego lo lleva a una situación de crisis económica de nunca acabar. “Estoy endeudado hasta el cuello, y nunca puedo salir”, contó, y agregó: “No estoy loco, pero para alejarme del juego necesito es que no me dejen entrar al casino”.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído