Andacollo y su gente miran de frente a la inclusión

El Municipio lleva adelante un exitoso programa para personas con distinto grado de discapacidad.

POR FABIÁN CARES - Especial

No hay nada más lindo en la vida que ver a las personas como, a pesar de las adversidades, empujan la vida con optimismo y dedicación. Esa belleza espiritual se agiganta cuando esas personas traen consigo o la vienen luchando con una discapacidad que les impide desarrollar su vida con normalidad.

Sin embargo, con determinación van derribando barreras para dejar de ser los distintos, los raros, los olvidados. Ese esfuerzo rinde sus frutos cuando las familias acompañan ese proceso y cuando su inclusión, integración y participación se transforma en una política pública.

Te puede interesar...

En la localidad de Andacollo el Municipio trabaja conscientemente en el fortalecimiento de la inclusión de la discapacidad como un motor de generación de una nueva calidad de vida. En tal sentido, hay ejemplos de personas que hoy se han ganado el corazón y el alma de todos.

Así es que de alguna manera “Mati, el bombero”, un joven de 19 años con síndrome de down, es el emblema de esta revolución inclusiva que vive y practica Andacollo con todos sus vecinos que padecen algún grado de discapacidad.

Matías Javier Campos desde hace 4 años permanece en el cuartel como parte de una experiencia estudiantil avalada por la Escuela Especial “Ruca Peuma” de la localidad y del CPE. Mati asiste a la central de Bomberos los días martes, miércoles y jueves de 9 a 12 hs. Su amor incondicional por el grupo de socorristas le nació en el año 2014, cuando recorrió las calles del pueblo a bordo de una autobomba y ataviado con el uniforme de bomberos.

“Eso fue el 21 de septiembre de 2014, Mati contaba con 14 años de edad y el por nota solicitó que se le cumpliera este sueño”, dijo el segundo jefe de la unidad, Oficial Inspector Fabián Cáceres, quien desde entonces se ha transformado en su amigo e instructor. Añadió que “las alegrías hay que cumplirlas y los momentos felices también”.

El oficial señaló además que el joven mantiene una excelente relación con todos “es un don que tiene Matías de hacerse querer y hacerse respetar. Los 12 integrantes del cuerpo activo de bomberos sienten una especial admiración por este futuro bombero”, indicó. A propósito de esto el oficial bombero apuntó que toda la comunidad anhela que Mati se transforme en bombero, ya que a lo largo de estos años se ha aprendido el manual de ingreso de punta a punta, de manera que en cualquier momento estaría en condiciones de rendir la condición y ser parte del cuerpo activo.

Mati contó que se siente feliz en el cuartel y que aprendió a hacer distintos nudos con cuerdas y el nombre de cada una de las piezas del equipamiento bomberil.

Además de concurrir a los Bomberos, Matías asiste a un taller de carpintería en el Centro de Formación Profesional 16, donde además practica deportes como el básquet. Es hincha fanático de River Plate y admirador del jugador Santos Borré.

MIGUEL VÁZQUEZ_SERENO MUNIC ANDACOLLO (1).JPG

Miguel, el sereno

Otros de los ejemplos de la inclusión es el caso de Miguel del Carmen Vázquez (57), casado con María Luz Villar. Fruto de esa unión nacieron tres hijos. Nació y se crió en el paraje Cura Mallín y vivió por muchos años en Huaraco.

Desde nacimiento tiene problemas de movilidad ya que su pie derecho lo tiene totalmente fuera de lugar con una profunda inclinación hacia adentro. Así y todo se las arregló toda su vida para trabajar en distintos lugares para lograr sacar adelante a su familia. Con los años su dificultad en su pierna se ha agravado y hoy se ayuda con un bastón para desplazarse.

“Hace unos años una pensión provincial apenas me alcanzaba para parar la olla y empecé a hacer changas como ayudante de albañil entre otros oficios” dijo Miguel. Agregó que “hoy con la tremenda ayuda que me dio la municipalidad tengo un trabajo estable como sereno en el edificio de la institución y eso ha ayudado a cambiar mi vida, mi economía y mi familia”, dijo con profunda emoción.

--> Un acto de justicia

El intendente de Andacollo, Ariel Aravana, indicó que "hemos hecho hincapié en las políticas públicas sobre todo en la discapacidad que es una cuestión que si bien siempre está en los formatos de los discursos públicos pero no siempre está en la realidad".

Agregó que esta decisión de inclusión de personas con discapacidad es "un acto de estricta justicia y también hemos articulado con otras instituciones, como por ejemplo, las pasantías estudiantiles o laborales con los chicos que han salido del Centro de Formación Profesional 16 de Andacollo”.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído