El clima en Neuquén

icon
10° Temp
67% Hum
La Mañana agua

¡Bienvenidas agua y nieve!

Estiman que, más allá de las lluvias y nevadas del invierno, los embalses todavía no recuperarán lo perdido.

Las autoridades de la Autoridad de Cuencas (AIC) son optimistas, pero mantienen prudencia con respecto a las grandes nevadas y lluvias que siguen precipitando sobre el territorio neuquino en este invierno.

Después de la sequía de casi 13 años, ven con cierta esperanza que el problema que afecta a los embalses y ríos de nuestra región comience a solucionarse de a poco.

Te puede interesar...

“Solución total, no es, pero está ayudando a recuperar la enorme cantidad de agua que venimos perdiendo todos estos años”, confió una fuente del ente interprovincial.

Como se sabe, los ojos estaban puestos más en la cuenca del Limay (alimentada en su gran mayoría por la lluvia) que en el Neuquén (depende mucho más de la nieve). Sin embargo, el mix de precipitaciones fue parejo. No solo llovió en la cordillera, sino que, además, nevó mucho en el norte de la provincia.

rio limay agua caudal baja drone (5).JPG

Qué panorama le esperan a los ríos para el próximo verano. Todavía es muy prematuro aventurar, pero lo cierto es que esta sequía extrema parece haber empezado a cambiar el curso para que los habitantes tanto de Río Negro como Neuquén, puedan disponer de agua suficiente, no solo para el consumo y el riego, sino también para la recreación.

¿Será esta pesadilla una buena oportunidad para reflotar la construcción de la siempre postergada represa Chihuido para regular el Neuquén y embalsar reste líquido vital y tan necesario?

El proyecto parece aún muy remoto, especialmente en estos tiempos económicos y complejos que tiene la Argentina, donde las urgencias y prioridades ponen en segundo plano las políticas centrales a largo plazo.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario