El clima en Neuquén

icon
15° Temp
38% Hum

Cayó el presunto ladrón de alcantarillas de Neuquén

La Municipalidad denunció pérdidas de alrededor de 20 millones de pesos por estos robos. La Policía le venía siguiendo su rastro desde hace varios días. En el auto encontraron 6 tapas de boca de tormenta.

Desde la Municipalidad de Neuquén denunciaron en los últimos días que alrededor del 10% de las rejillas pluviales instaladas en las calles de la ciudad habían sido robadas y que los hechos se repetían a diario. Estos hurtos generaron una pérdida monetaria de alrededor de 20 millones de pesos para el Estado local. Pero este último lunes, tras una investigación que permitió identificar un vehículo en el que se desplazaba un presunto ladrón y también su domicilio, la Policía logró aprehender al sospechoso. Tenía 6 tapas de alcantarillas en su poder.

El comisario inspector Pedro Guento, en diálogo con LMNeuquén, informó que el 15 de julio recibieron una denuncia por parte del director municipal de Limpieza Pluvial que daba cuenta del robo de 25 alcantarillas en jurisdicción de la Comisaría 16. La Oficina de Investigaciones Zona Oeste de investigaciones de la Policía inició las pesquisas y así pudieron identificar un vehículo, Volkswagen Surán, que tenía la particularidad de un vidrio roto que había sido reemplazado por un nylon. También lograron establecer el domicilio del sospechoso, en Avenida del Trabajador.

Te puede interesar...

Días más tarde, el funcionario municipal amplió la denuncia con un nuevo caso y aportó también el dominio de un vehículo. Se trataba del mismo que ya había identificado la Policía.

Paralelamente, en los últimos días se viralizó un video captado por un vecino, en el que se ve al delincuente robando una de las tapas de las alcantarillas y también se observa un Volkswagen Surán.

"Después de la viralización del video, durante unos días, el auto desapareció, no se lo vio circulando por la zona", confió Guento.

Sin embargo, este último lunes en la intersección de la Avenida del Trabajador y la calle Pringles, personal policial detectó al vehículo y obligó al conductor a detener la marcha. En ese momento, una nena que acompañaba al sospechoso, bajó del rodado y salió corriendo hacia su casa, ubicada a escasos 200 metros.

Con toda la información que tenía la Policía, solicitaron una orden de allanamiento para el domicilio del sospechoso, como así también otra para la requisa del auto. En la casa, no encontraron ningún rastro de las alcantarillas. Sin embargo, en el auto hallaron 6 tapas de boca de tormenta.

El hombre, luego de ser debidamente identificado, fue trasladado a sede policial en calidad de demorado, donde quedó a disposición de la Justicia. Allí, se lo notificó de la causa iniciada en su contra y recuperó la libertad. El auto, en tanto, quedó secuestrado.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario