El clima en Neuquén

icon
14° Temp
38% Hum
La Mañana cáncer de piel

Día Mundial del Cáncer de Piel: cómo prevenirlo

Son los tumores más frecuentes en el mundo, con más de 1,5 millones de nuevos casos por año. La recomendación de los expertos para un diagnóstico precoz.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) estableció el 13 de junio como el Día Mundial del Cáncer de Piel, para concientizar sobre uno de los tipos de tumores más frecuentes que afectan a los seres humanos. Este tipo de tumor afecta a más de 1 millón y medio de personas cada año. Su principal factor de riesgo es la sobrexposición al sol, y es por eso que el uso frecuente del protector solar debe ser tenido en cuenta.

Los rayos ultravioletas (UV) están presentes todo el año, e incluso pueden filtrarse a través de las nubes para llegar a la piel. “Si está al aire libre, cualquier zona descubierta de su cuerpo está expuesta a los rayos UV”, afirmó la doctora Susan Chon, profesora asociada del Departamento de Dermatología del MD Anderson de los Estados Unidos.

El de piel es uno de los cánceres más fáciles de prevenir, incluida la forma más grave, el melanoma maligno. Otros tipos más comunes de cáncer de piel, como los carcinomas de células basales y de células escamosas, son tratables si se detectan a tiempo. “Por lo tanto, es importante usar protección solar durante todo el año para reducir las probabilidades de padecer cáncer de piel”, remarcó la doctora Chon.

Cáncer de piel. Prevención.jpg

Cómo prevenir el cáncer de piel

Tener en cuenta la regla del ABCDE

La “A” significa “asimetría”. Un signo es que un lunar sea asimétrico. Es decir, la forma de una mitad no es igual a la de la otra mitad.

La letra “B” es de “bordes irregulares”. Si un lunar es benigno generalmente tiene borde suave y regular. Si tiene borde irregular, dentado o borroso, puede indicar un mayor riesgo de melanoma.

La “C” se refiere a color variado. Si presenta diferentes tonalidades (áreas más claras o más oscuras) o tiene varios colores.

La “D” es el diámetro. El tamaño de un lunar benigno suele ser pequeño, generalmente de menos de 6 milímetros de diámetro. Sin embargo, no todos los melanomas son grandes, por lo que también se deben tener en cuenta lunares más pequeños si tienen otras características preocupantes.

La “E” se relaciona con evolución. Si un lunar existente cambia (se agranda, se modifica su forma o color, sangra, pica o desarrolla costras) o si aparece repentinamente un nuevo lunar, se debería considerar para hacer la consulta al médico o médica.

También es motivo de consulta la aparición de una nueva mancha o lesión que no estaba presente anteriormente; o que estaba pero no cicatriza y continúa creciendo; o la presencia de lesiones que se ven elevadas, con bordes irregulares o ulceradas. Asimismo, se debe asistir al médico en caso de tener tumoraciones brillantes del color de la piel, un nódulo rojo y firme, verrugosidad que crece, úlcera que no cura o crece en una cicatriz previa, lesiones con una costra escamosa, o ubicadas en el labio, la región anal o genital.

Hacer el chequeo médico de manera frecuente

La frecuencia recomendada de los chequeos dermatológicos varía en cada situación de acuerdo a los antecedentes patológicos y familiares de cada persona, como así también la historia de exposición solar y la edad. La doctora Graciela Manzur, Jefa de la División de Dermatología del Hospital de Clínicas José de San Martín de la Universidad de Buenos Aires (UBA) aconseja que las personas sin factores de riesgo agregados, deben hacer un control anual.

Si se diagnostica cáncer de piel, el tratamiento inicial es la extirpación quirúrgica del tumor y suele ser suficiente para eliminarlo completamente. Pero, si no se avanza a tiempo, existe el riesgo de que las células cancerosas se diseminen a otras partes del cuerpo o que se presenten infecciones, ulceración, sangrado u otras complicaciones.

Cáncer de piel. Protector solar.jpg

Usar protector solar

“Todo el año hay que usar un fotoprotector si vamos a estar al aire libre. Se debe aplicar sobre las zonas expuestas, aunque esté nublado y haga frío. Porque la radiación pasa igual a través de las nubes. Al protegerse prevenimos el envejecimiento cutáneo, las manchas y las arrugas”, dijo la doctora Manzur.

La recomendación del uso del protector solar con factor 30 o superior se debe considerar especialmente durante las horas pico de radiación (generalmente entre las 10 y las 16 horas). También se debe evitar el uso de camas solares ya que aumentan el riesgo de desarrollar cáncer de piel. Según la Sociedad Argentina de Dermatología, recibir 10 o más sesiones anuales de bronceado artificial, contribuye al envejecimiento prematuro de la piel y aumenta considerablemente el riesgo de padecer cáncer.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario