LMNeuquen transporte

Cinco de cada seis vecinos dejaron de usar el colectivo

El número de pasajes diarios en la ciudad no supera los 15 mil. La mitad de ellos lo hace por motivos laborales.

Cinco de cada seis vecinos dejaron de tomar el colectivo cuando comenzó la cuarentena y siguen sin usar su tarjeta SUBE pese a la reapertura de comercios y actividades productivas. Hoy circulan alrededor de 14 mil pasajeros diarios por la ciudad, muy lejos de los 80 mil que había antes de la pandemia. La mitad se traslada por motivos laborales, un 17 por ciento para hacer trámites y otro 14 por ciento para ir al médico.

En la última semana, el Municipio hizo una encuesta entre los usuarios del colectivo urbano, para constatar el cumplimiento de las restricciones y averiguar los motivos más frecuentes que los llevan a movilizarse.

Te puede interesar...

Consultaron a 300 vecinos en una docena de garitas repartidas por Neuquén capital y encontraron que, en gran medida, quienes se suben al cole tienen el certificado de actividad esencial, de modo que cumplen con los decretos de la cuarentena al menos en lo formal.

El motivo más frecuente para tomar el colectivo, como era de esperarse, es el trabajo. El 50 por ciento de los pasajeros certificó que se trasladaba por motivos laborales, así fuera un empleo estable u ocasional.

Otra de las razones más mencionadas fue que debían cumplir con un trámite personal. En el 17 por ciento de los casos, los pasajeros argumentaron que necesitaban hacer operaciones bancarias o alguna transacción que requería de su presencia. Un dato llamativo fue que también hubo una alta proporción de viajeros que justificó su traslado por una consulta de salud o tratamiento médico: el 14 por ciento de los encuestados aludió a ese motivo. En el otro extremo, apenas el 1 por ciento mencionó que debía movilizarse por cuidado de un familiar.

Cinco de cada seis vecinos dejaron de usar el colectivo
Cinco de cada seis vecinos dejaron de usar el colectivo

Cinco de cada seis vecinos dejaron de usar el colectivo

El subsecretario municipal de Transporte, Mauro Espinosa, contó que también hubo gente que se negó a responder "porque tenemos cierta franja de innombrables, pero la gran mayoría son esenciales".

"Los que se rehúsan a contestar es porque se mueven para una salida cotidiana y por ahí dicen que tienen que ver a un familiar o ir a comprar, cuando saben que el colectivo no está autorizado para eso", detalló. Agregó que, de todos modos, el balance es positivo porque "el movimiento bajó mucho, pese a que la gente que usa el transporte siempre es la población más vulnerable, que no tiene auto u otra forma de trasladarse".

Recordó que, según los registros del sistema SUBE, "en épocas normales, rondábamos las 80 mil transacciones por día y hoy el promedio son 14 mil". Afirmó que esa cifra se mantiene estable desde junio, pese a la reapertura de actividades comerciales y productivas en la ciudad.

"Es evidente que la gente entendió la situación e incorporó las recomendaciones en su día a día, porque nunca hubiéramos imaginado que íbamos a desalentar el transporte público, fue un gran cambio de paradigma, y lo logramos", remarcó.

Estimó que esos casi 70 mil vecinos que dejaron de usar el colectivo se recluyeron en lo que bautizó como "la ciudad de los 15 minutos". Explicó que en el Municipio le llaman así a "la teoría de que la gente se volcó fuertemente a hacer sus actividades alrededor de su domicilio y van al cajero, centro de salud o supermercado más cercano".

Informó que continuarán con los cuestionarios a los pasajeros para planificar cómo seguirá la política del trasporte público.

image.png

-> El horario pico se corrió hacia las 9

El momento de mayor demanda en los colectivos urbanos se corrió una hora. En lugar de la franja de 7 a 8 de la mañana, típica de la etapa previa a la pandemia, hoy el mayor número de pasajeros se concentra entre las 8 y las 9.

Mauro Espinosa, el subsecretario de Transporte, indicó que “la franja más fuerte del día, el movimiento más importante de transacciones que vemos por SUBE, se da entre las 8 y las 9 de la mañana”, lo que da cuenta de que los vecinos madrugan menos.

Observó que esa cifra “coincide con el resultado de la encuesta que hicimos, de que la mayoría se traslada por motivos laborales o trámites”, dado que gran parte de los comercios y rubros productivos abren sus puertas recién a las 9.

El funcionario informó que las estadísticas de la SUBE muestran también “que la primera quincena del mes es siempre la más fuerte, con un promedio de 15 mil y algún día de 16 mil pasajes diarios”. Estimó que eso se debe a las fechas de cobro de haberes y pago de servicios, “para el que no está sistematizado y tiene que ir personalmente”.

“A partir del 15 del mes, vemos que el sistema se empieza a amesetar y a bajar las transacciones, hasta quedar en un promedio de 8 a 10 mil pasajeros diarios”, detalló Espinosa.

Dijo que los bajos números del colectivo se complementan “con la explosión que tuvieron la bicicleta y la moto, que fue importante, y, si bien no tenemos relevado, está la idea de encuestar también esa situación”.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

5.2631578947368% Me interesa
59.210526315789% Me gusta
5.2631578947368% Me da igual
11.842105263158% Me aburre
18.421052631579% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario