Cipoleños de luto: el Chipi murió tras ser atropellado

Lo embistió un auto en la Ruta 151. Lo operaron pero no resistió.

Cipolletti. La ciudad de Cipolletti llora a uno de sus más queridos vecinos. Ayer partió, con 51 años, Samuel Facundo Quiroga, popularmente conocido como el Chipi.

El cipoleño había sido atropellado en la Ruta 151 el sábado por la tarde. Fue trasladado de urgencia al hospital Pedro Moguillansky, donde lo intervinieron quirúrgicamente, pero no logró resistir y finalmente se despidió.

El desconsuelo popular se expresó a través de las redes sociales instantáneamente y se pudo percibir también en las calles cipoleñas, que ayer estuvieron más grises y tristes que nunca. Un día de luto, así se vivió el domingo en la ciudad.

El director del hospital, Carlos Lasry, confirmó la triste noticia ayer e informó del fallecimiento por politraumatismo a las 10:45. El trágico incidente vial había ocurrido a las 19:09 del sábado, frente al puesto policial La Llanada.

Por su parte, la jefa de la Regional Quinta de la Policía de Río Negro, Adriana Fabi, informó que Chipi fue embestido por un Ford Fiesta Kinetic color blanco, conducido por un hombre de 53 años oriundo de Centenario. Iba acompañado de su esposa y sus dos hijos menores de edad.

CHIPI

Chipi quedó malherido en el lugar, con una fractura expuesta de tibia en la pierna izquierda. Pero además tenía quebraduras en diferentes lugares del cuerpo y, según trascendió, tuvo al menos un paro cardíaco mientras estuvo internado en terapia intensiva. Fue operado de urgencia pero no sobrevivió.

La trágica noticia comenzó a correr como reguero de pólvora por la ciudad y la tristeza se fue adueñando de todos. Es que saber que el Chipi no va a caminar más por las calles cipoleñas es un motivo de pena, porque ayer no solamente se perdió a un vecino, sino que se perdió parte de la ciudad.

CHIPI-(3).jpg

Este -para muchos- pintoresco caminante, de más de 1,90 metros de altura, pasó ayer a la inmortalidad, convirtiéndose en parte de la identidad popular de los cipoleños. Por eso la sala velatoria por momentos desbordó de gente. El pueblo se acercó para a despedirlo, para dejarle un pucho, aquel que alguna vez le negó.

Al cierre de esta edición, en la sala velatoria de Ocaso, todavía se escuchaban, unas tras otras, las anécdotas del Chipi. Muchas verídicas, algunas exageradas, otras incomprobables, todas cipoleñas.

CHIPI

A las 10:45 de ayer la ciudad comenzó a llorar a uno de sus vecinos ilustres. Partió Samuel Facundo Quiroga, al que todos llamaban el Chipi.

“Chau, Chipi, aplanador de calles y veredas”

“Grandote, flaquísimo, encorvado. Pucho, boina y mucho Cipo. El “Chipi” Samuel Facundo Quiroga tiene ganados paredones y paredes. Aplanador de calles y veredas, su imagen, icónica ya, está en el top del arte callejero. Cosa buena esta del arte. Desde hace algunas horas, el Chipi en fuga -partido por un auto- desparrama una infinita estela de melancolía y pena entre vecinos que -en algunos casos- nunca terminaron de verlo. Dan ganas de prender un pucho y estirar la mano: Chau, Chipi, andá tranquilo. Nos vemos en la 25 de Mayo, allá en Tres Arroyos o en los galpones de Toschi, donde estaba tu casa. Ahí vas a seguir viviendo”.

LEÉ MÁS

Atropellaron al "Chipi", un reconocido vecino cipoleño

¿Quién es el artista que retrató a Chipi en las calles cipoleñas?

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído