LMNeuquen Investigación

Dos policías le robaron 22 mil pesos a un albañil

La actual Jefatura los pasó a disponibilidad e investigan si se trata de una red de corrupción.

Guillermo Elía - policiales@lmneuquen.com.ar

Te puede interesar...

Dos suboficiales de la Comisaría 21, del área de Seguridad, fueron pasados a disponibilidad por la Jefatura porque durante un procedimiento le sacaron a un albañil 22 mil pesos bajo amenaza de secuestrarle el vehículo. La fiscalía de Robos y Hurtos investiga el caso y no se descarta que los policías se hagan de dinero fácil mediante esta modalidad extorsiva.

De acuerdo con la confirmación que obtuvo LMN de parte de Fiscalía y la Jefatura de Policía, el hecho ocurrió el martes 24 a la madrugada, alrededor de las 2:30, cuando el albañil se encontraba a bordo de su camioneta Ford Ranger en la calle El Jarillal, justo frente al tanque del EPAS, en la zona de la barda neuquina. A su par se estacionó el móvil 1129, una camioneta Volskwagen Amarok doble cabina, de la cual descendieron dos efectivos policiales a los que el hombre no pudo verles el nombre de las insignias porque estaba oscuro.

Todo parecía ser un procedimiento normal de identificación. Lo obligaron a bajar del vehículo y a poner las manos sobre el capot. Luego lo requisaron y de los bolsillos le sacaron la billetera, en la que tenía toda su documentación y 30 mil pesos en efectivo que supuestamente había cobrado por un trabajo reciente.

Uno de los policías sacó todo el dinero, lo contó y de inmediato vino la extorsión. “Arreglamos con plata o te secuestro la camioneta”, le dijo el suboficial al hombre, de acuerdo con la denuncia radicada.

Fue durante un procedimiento que realizaron en la zona de la barda en el oeste neuquino. Los efectivos son de la Comisaría 21 y la víctima denunció que tiene miedo.

El albañil les rogó que no se llevaran el dinero porque tiene una familia que mantener y les ofreció dos mil pesos cada uno.

Lejos de acceder, los policías se llevaron 22 mil pesos y le dejaron tan solo 8 mil, para luego decirle que se fuera de inmediato del lugar, cosa que hizo sin dudar.

El hombre, en su denuncia, confió que no opuso resistencia por temor, incluso afirmó que tiene miedo de estos efectivos porque ya en otra ocasión le hicieron algo similar.

De hecho, al salir de la comisaría tras radicar la denuncia, vio que se estacionó la camioneta policial en la que lo habían interceptado. Inmediatamente, el hombre se escondió entre los árboles y luego entró de nuevo a la sede policial, con mucho sigilo, y le advirtió al agente que estaba en la guardia que esos dos eran los policías que le habían robado.

“Estos efectivos ya fueron pasados a disponibilidad para investigar con total transparencia”, dijo Miguel Jara, Superintendente de Investigaciones

Medidas inmediatas

La denuncia fue derivada a la fiscalía de Robos y Hurtos, que ordenó una serie de medidas investigativas que se llevan adelante con personal del departamento de Delitos.

Al tomar conocimiento, la Jefatura ordenó a Asuntos Internos iniciar el sumario correspondiente y, tras las primeras pesquisas realizadas, se ordenó que los efectivos sean pasados a disponibilidad para que garantizar una investigación transparente.

Entre las principales hipótesis que se manejan, se dio cuenta de que pudo tratarse una extorsión de parte de los suboficiales involucrados, pero también se está manejando información clave que apunta a una presunta red policial que con estas acciones se hace de una caja chica de ingresos propios. Como esto constituiría un acto de corrupción policial, deberá ser investigado en detalle por la fiscalía.

El GPS del móvil y las cámaras los complicaron

La Fiscalía de Robos y Hurtos ordenó una serie de medidas investigativas que lleva adelante personal del departamento de Delitos que está a cargo de la investigación.

De acuerdo con los primeros hechos relevados, es complicada la situación de los dos suboficiales denunciados.

Un elemento clave para los pesquisas es que se pudo corroborar, gracias al GPS del móvil 1129, que esa madrugada se encontraban justo en el lugar donde la víctima contó que fue abordada por los policías.

Además, se hizo un relevamiento de las cámaras que hay en predio del EPAS donde está el tanque y también los sitúan a ambos vehículos en el lugar.

Además, se requirieron registros de las cámaras de seguridad de zona al Centro de Operaciones Policiales (COP) y, según lo relevado, hay dos domos en las inmediaciones que ponen en escena el móvil policial y el vehículo de la víctima.

Además, ya fueron remitidos los libros del parte diario de la Comisaría 21 con los que se confirmó la identidad de los dos suboficiales que estaban en dicho móvil supuestamente haciendo tareas de prevención.

LEÉ MÁS

Lo echaron de El Chañar por violar dos años a su hija de 15

¿Cuánto costarán Netflix y Spotify con el nuevo impuesto?

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario