EE.UU. sacó a activistas de la embajada de Venezuela

La policía detuvo a cuatro venezolanos en Washington.

Estados unidos. La policía de Estados Unidos ingresó ayer a la embajada de Venezuela en Washington y desalojó a los cuatro activistas que aún permanecían en el interior de la sede.

Carlos Vecchio, el embajador venezolano del presidente interino de Venezuela Juan Guaidó, reconocido por Washington, celebró la decisión. “Fuera los invasores de nuestra embajada. Cesó la usurpación”, tuiteó. El Centro de Comunicación Nacional, que ejerce de oficina de prensa de Guaidó, también proclamó que la embajada ha sido “recuperada”.

Te puede interesar...

Según Vecchio, tras el desalojo, cuerpos de seguridad revisaron el edificio para asegurar todos los detalles antes de poder tomar control de la sede. La embajada, cuyo personal diplomático ya no se encontraba en el lugar desde abril, había sido copada por Code Pink, un movimiento de activistas norteamericanos que, dijeron, habían sido invitados por Nicolás Maduro para proteger la sede.

Medea Benjamin, del grupo Code Pink, denunció en Twitter el ingreso de la Policía y el arresto “ilegal” de los cuatro activistas desalojados en “total violación de las convenciones de Viena. ¡Vergüenza!”. Ya el miércoles, la Policía llegó con una orden de desalojo e invitó a los activistas a abandonar la sede, pero les advirtió que si se negaban a irse serían detenidos, lo que finalmente ocurrió ayer. Solo quedaban cuatro activistas en el interior.

Nicolás Maduro había pedido respeto a la embajada de Venezuela en Washington. “El gobierno de Trump ha violado el recinto de la embajada de Venezuela en Washington y es responsable, a la luz del derecho internacional, de una grave violación, no solo legal sino moral”, puntualizó. Maduro felicitó a Samuel Moncada, embajador ante la ONU, a los grupos de ciudadanos estadounidenses protectores de la embajada venezolana y al reverendo Jesse Jackson, defensor de los derechos civiles en Estados Unidos, quien introdujo el miércoles varios cargamentos con comida a la sede diplomática. “Fuera las manos, Donald Trump, fuera las manos imperialistas de Venezuela”, sentenció.

Carlos Vecchio agradeció al “gobierno de los EE.UU. y a los cuerpos de seguridad por hacer cumplir las leyes y tratados internacionales”. Desde que fue ocupada a principios de este mes, la embajada venezolana se convirtió en uno de los escenarios del pulso político de Guaidó y Maduro.

50 La cantidad de chavistas que llegaron a ocupar la sede

En el pico de la ocupación de la embajada, unas 50 personas estaban dentro, durmiendo en sofás o en el piso, compartiendo tareas de cocina y actividades artísticas y musicales.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído