El agua que se cuenta en millones

La industria quiere menos camiones. Empresas buscan bajar los costos, que van desde los 5,7 dólares el metro cúbico para la hidrofractura. Hay proyectos de acueductos y de reutilización.

Vaca Muerta mueve millones de litros de agua por día, ya sea en camiones por las rutas como en acueductos y mangueras desde el río Neuquén hasta los tanques australianos que la inyectan a los pozos petroleros.

El costo es enorme. De acuerdo con los cálculos de la industria, son más de 1000 camiones de agua, con 35.000 litros cada uno, los que se necesitan para perforar un pozo petrolero. Esto implica una gran inversión, por lo que las operadoras apelan cada vez más a estrategias técnicas para bajar los costos de traslado de agua. Una que está vigente es el uso del flexi pipe, una suerte de manguera que succiona líquido del río y la traslada por varios kilómetros hasta las cisternas de los pozos. Fuentes cercanas a YPF determinaron que el uso de este método permite bajar un 50% los costos de traslado de agua a los pozos en las distintas cuencas no convencionales de la zona. Son mangueras que se presurizan y llevan el agua para empezar las primeras etapas de fracturas en las locaciones.

Te puede interesar...

Por ahora este sistema no reemplaza de manera total el que necesita Vaca Muerta para el agua de fracking, pero de a poco pretende que se muevan menos camiones en las rutas, tal como sucede con la comparación de lo que será la irrupción del Tren Norpatagónico, que trasladará arena desde Bahía Blanca hasta Añelo para utilizarla en la estimulación hidráulica. En el afán de bajar costos, hay empresas de servicios que ya empezaron a diagramar proyectos de inversión, de manera que puedan sacar provecho las operadoras. Es el caso del proyecto Agua Distribuida, que impulsa Ingeniería Sima y que ya fue presentado en Recursos Hídricos y en el Ministerio de Energía de la provincia.

“Estamos comenzando con esta propuesta en la construcción del acueducto. El transporte de agua en camión es muy elevado y con un impacto enorme. Si pensamos en muchos de los proyectos que van a pasar a etapa de desarrollo, no habría disponibilidad para tanta agua en camiones”, explicó Diego Manfio, vicepresidente de la compañía.

p04-MasE-pieza01.jpg

El acueducto proyectado es de 68 kilómetros de largo, desde el yacimiento La Calera hasta Parva Negra, con un diámetro de 20 pulgadas (500 milímetros). La idea es transportar unos 30.000 metros cúbicos de agua por día del río Neuquén para abastecer a algunas operadoras de Vaca Muerta.

De acuerdo con el proyecto, que aún está en evaluación, se instalará una toma de captación desde el río Neuquén a una altura de 430 metros sobre el nivel del mar. Luego se construirá una estación de bombeo por 8 kilómetros de largo, hasta los 554 metros sobre el nivel del mar. Es decir que subirán el agua a unos 124 metros de altura, donde se almacenará en una cisterna. De ahí, el agua bajará por desnivel por unos 60 kilómetros, para disponer de conexiones a unas 12 áreas, como La Calera, Bajada del Añelo, Aguada de la Arena, Pampa las Yeguas Bloque II, Sierra Chata, Parva Negra, El Orejano, Pampa Las Yeguas Bloque II Noroeste, Bandurria Norte, Bandurria Centro y Aguada Pichana Este.

El proyecto está en stand-by, pero la empresa, dispuesta a llevarlo adelante.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído