El arzobispo de Río quedó atrapado en un violento tiroteo

El arzobispo, Orani Tempesta, quedó ayer atrapado en medio de un tiroteo entre policías y delincuentes.

Río de Janeiro
El arzobispo de Río de Janeiro, Orani Tempesta, quedó ayer atrapado en medio de un tiroteo entre policías y delincuentes ocurrido en el turístico barrio de Santa Teresa, informaron medios locales.

El episodio sembró el pánico entre quienes transitaban por Almirante Alexandrinho, una de las calles del bohemio y emblemático barrio carioca, localizado en la región céntrica de la ciudad a la que arribarán en agosto cerca de medio millón de visitantes, entre atletas y turistas, que asistirán o participarán en los Juegos Olímpicos.

En medio de un atasco provocado por los disparos, las personas, entre ellas el arzobispo, tuvieron que abandonar los vehículos que ocupaban, automóviles o autobuses, para protegerse.

"Regresaba del (monumento al Cristo) Redentor e iba para el aeropuerto. Junto con muchos otros pasajeros de autobuses y otros vehículos quedamos unos diez minutos" agachados en la calle, relató el religioso.

Dijo que cuando el intenso tiroteo mermó un poco, él y sus acompañantes, que iban en auto, dieron marcha atrás y tomaron otra calle. "El autobús que estaba delante de nosotros continuó parado. No sé cómo termino todo", agregó.

El relato de Tempesta está acompañado por un video divulgado por el portal del diario O Globo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído