El clima en Neuquén

icon
32° Temp
40% Hum
La Mañana Confianza

El desbande de la desconfianza

El aumento de las expectativas de inflación hablan de una ansiedad que no encuentra luz al fondo del túnel.

La ministra de Economía Silvina Batakis consiguió al menos comprensión de parte de la titular del FMI, Kristalina Georgieva, durante la reunión en EE.UU. días atrás. Ahora la que precisa comprensión es la jefa del Palacio de Hacienda para declinar la desconfianza de los argentinos en revertir la aguda crisis económica.

No le hizo falta mucha diplomacia a Georgieva para dejar claro que cualquier gestión tendiente a aquietar la inflación local tiene un punto de referencia. Ese parámetro es “que la gente en Argentina tenga confianza para ahorrar en su propia moneda”.

Te puede interesar...

La confianza no es tan solo gestual en un país con números en rojo. Ganarla, o al menos morigerar la desconfianza, es, de momento, una tarea titánica si primero no se corrigen las fricciones de los humores dentro de la coalición oficialista. Esa es la primera confianza que Alberto Fernández debería conseguir según se desprende de los dichos de Giorgieva. Por lo pronto, la coyuntura se revela peliaguda según se puede apreciar en los resultados de la expectativa de inflación que elabora el Centro de Investigación en Finanzas (CIF) de la Universidad Di Tella conocidos ayer. Tales indicadores dicen que la inflación esperada por la población para los próximos 12 meses es del 62,5% según el promedio (y 60% según la mediana). Se trata del valor más alto desde que se elabora el índice, en el año 2006, y representa una suba de 4,6 puntos porcentuales respecto de la medición de junio (57,9%). También ayer el FMI habló de un panorama “sombrío”, con un alza de la inflación anual en los países emergentes ordenados del 9,5%. Si se tratara de confianza, la mirada de Georgieva es menos realista que complaciente para una Argentina desbandada.

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario