El clima en Neuquén

icon
Temp
100% Hum
La Mañana Neuquén

El día que Manu Ginóbili "casi" se mata en Neuquén

El mejor basquetbolista de la historia argentina recordó un gran susto a su regreso de la Luna de Miel, "en la zona del Valle". Escalofriante relato.

En Neuquén Manu Ginóbili vivió momentos inolvidables en su cinematográfica vida. Aquí nació la leyenda de la Generación Dorada en un Preolímpico y siempre lo tiene presente. Aquí, en la provincia, también pasó su luna de miel. Pero justamente a su regreso de ese viaje de ensueño padeció una verdadera pesadilla que cada tanto recuerda mediáticamente y esta vez no fue la excepción en una charla con el periodista Matías Martín en el programa "Todo Pasa".

En el inicio de la entrevista Manu contó lo riesgoso que era pedalear por algunos caminos ruteros de Texas, Estados Unidos, donde se encuentra radicado y le dio pie al conductor para que le consultará sobre aquella angustiante anécdota en esta región tras su casamiento con Marianela Oroño.

Te puede interesar...

"Tremendo. La suerte es algo que la contás a favor cuando te vas para el otro lado... Como esa vez. Volviendo de mi Luna de Miel, manejando desde Villa La Angostura a Bahía Blanca, sección Valle, como nos agarró una tormenta de nieve en Piedra de Aguila si mal no recuerdo nos retrasamos y tuvimos que viajar de noche. Veníamos a 100 porque por el Valle se cruzan camionetas, bicicletas...", comenzó Ginóbili con su relato.

MANU GINOBILI: FELIZ CON SU NUEVA VIDA | EN TODO PASA

"Resulta que en un momento venía un auto de frente que se tira a pasar a un camión... Cuando estoy frente a la curva se me aparece con todo, veo las luces a 80, 50, 30 metros, a nada. Me tiro a la banquina, pegó el volantazo y empiezo a derrapar en el costado del camino entre las piedras. No había un árbol, un barranco, una persona, zafé de milagro. Se frenó solo el auto, los 'huevos acá'... Dejé a mi mujer con mi suegro que también venía en el auto y me fui a caminar solo", explicó su reacción tras el gran susto.

Un momento apremiante que no duda en calificarlo como el "cagazo más grande de mi vida".

"Caminé 200 metros solo respirando hondo. Ahí volví y comentamos lo que pasamos. Pudo terminarse todo en ese momento, no había Juegos Olímpicos, NBA ni nada de lo que vino luego", resumió.

Tremendo. Fue, sin dudas, "la Manu de Dios".

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

21.739130434783% Me interesa
60.869565217391% Me gusta
8.695652173913% Me da igual
4.3478260869565% Me aburre
4.3478260869565% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario