El Estado Islámico degolló a dos jóvenes turistas

Lo confirmó el gobierno de Marruecos, donde ocurrió el ataque terrorista.

Marruecos. El gobierno marroquí confirmó que el asesinato de dos turistas escandinavas el lunes en una región montañosa del Atlas cercana a Marrakech fue “un atentado terrorista”. El portavoz del gobierno, Mustafa Jalfi, subrayó que Marruecos es “un país estable y seguro”.

En rueda de prensa, Jalfi utilizó en varias ocasiones la palabra “terrorista”, que hasta ahora las autoridades se habían mostrado reacias a emplear, para calificar el asesinato de la estudiante danesa Louisa Vesterager Jespersen, de 24 años, y de la noruega Maren Ueland, de 28.

Te puede interesar...

Poco después de la declaración del portavoz, se hizo público un video en el que aparecen los sospechosos del atentado jurando lealtad al autodenominado Estado Islámico (EI), en medio de referencias a la guerra en Siria y de insultos al propio rey Mohamed VI. Cuatro individuos aparecen con la bandera negra del EI a sus espaldas mientras juran lealtad al emir Abu Bakr al Bagdadi: “Tienes en Marruecos a unos soldados que nadie conoce aparte de Alá, y van adelante para apoyar la religión de Dios”, señala el líder del grupo ante la cámara.

“Se analiza la veracidad de un video que muestra el asesinato de una de las dos mujeres”. Buró de Investigaciones comunicado del organismo oficial de seguridad de marruecos

Los cadáveres de las dos turistas escandinavas fueron encontrados degollados, en una tienda de campaña donde habían pasado la noche del domingo, en las faldas del monte Toubkal, la cumbre del Atlas (4167 metros), uno de los destinos preferidos por el turismo de montaña en Marruecos. Hay cuatro sospechosos detenidos por su relación con el caso, pertenecientes según la Fiscalía a “un grupo extremista” que hasta el momento no se menciona oficialmente.

El portavoz del gobierno recalcó que los presuntos autores han sido detenidos “en un tiempo récord” -uno de ellos el martes y los otros tres ayer-, lo que según él es una señal de la “confianza” que merece Marruecos. “Es un país seguro y estable, y seguirá siéndolo”, expresó el ministro, que subrayó que un crimen así es “ajeno a los valores y tradiciones del país y de la región” donde ocurrió el suceso.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído