El monarca que se convirtió en el rey de la impunidad

Se trata de Mswati III, líder de la pobre Suazilandia y que gasta fortunas en sus esposas.

Suazilandia es uno de los países más pobres del planeta. Pero así y todo, en esta pequeña monarquía africana pasan cosas que sorprenden al mundo. El rey Mswati III decidió comprar para sus 14 esposas autos de lujo por 15 millones de euros. El monarca recibió el jueves parte de la flota de BMW y Rolls Royce "para uso exclusivo de la familia real". Importó desde Sudáfrica 19 Rolls Royce y 80 BMW, que fueron transportados en 12 camiones. Según informes, un trabajador de Suazilandia tendría que trabajar 70 años para poder comprarse uno de esos lujosos autos.

Es-el-rey-de-la-impunidad-4.jpg

"En Suazilandia, los trabajadores del sector público no recibieron ajustes salariales en tres años y el sistema de salud se derrumbó, lo que hace que los más pobres sean los más vulnerables", dijo en un comunicado el secretario general del Movimiento Popular Democrático Unido, Wandile Dludlu. Mswati III también había sido cuestionado por su vida lujosa, que ostentó construyéndole una mansión a cada una de sus 15 esposas, o utilizar su avión privado para viajar a Las Vegas con tres de sus esposas, una comitiva de 56 personas entre hijos, guardaespaldas y sirvientes, y alojarse en villas exclusivas a u$s 360 por persona y noche.

Te puede interesar...

Es-el-rey-de-la-impunidad.jpg

Suazilandia está ubicado al sur de África, entre Sudáfrica y Mozambique. Y allí viven 1,2 millones de personas. El rey heredó el poder de su padre en 1986. El país estuvo bajo la órbita británica desde 1871 hasta su independencia en 1968. La fortuna de Mswati III es de 200 millones de dólares. "El León", como lo llaman en su país, mantiene una controvertida tradición llamada "Reed Dance", una ceremonia en la que todas las vírgenes del país, más de 60.000, acuden a pie desde sus aldeas para bailar frente al rey. Durante ocho días, las adolescentes reciben clases de historia, educación y de aspectos de la cultura suazi. El rey también aprovecha la Reed Dance para dirigirse a sus súbditas, aleccionarlas sobre los peligros del VIH y bailar vestido con el traje tradicional suazi. En 2001, el monarca prohibió practicar sexo a todos los menores de 18 años, como un intento de combatir el VIH. Aunque él mismo infringió su propia ley y dos meses después eligió a una chica de 17 años como su novena esposa. Pagó una vaca como multa.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído