En Cuenca XVI ahora apuestan a reducir la espera del colectivo

Debutó el ramal 516 de la empresa Indalo.

Neuquén.- Los vecinos de Cuenca XVI le dieron la bienvenida al ramal 516 que la empresa Autobuses Santa Fe dispuso para responder a la demanda del sector. Ayer pusieron a prueba el servicio con la esperanza de que mejore la periodicidad de los colectivos, ya que indicaron que las demoras representan el mayor problema de la zona.

La primera jornada de la nueva línea no fue del todo normal, con las calles completamente embarradas y un frío que en el barrio fue desgarrador.

Sandra, una vecina que ayer esperaba junto a sus hijos, contó que “hasta las 10 de la mañana pasaron seguido”. Sin embargo, el tiempo de espera se hizo más largo cerca del mediodía.

Fueron varios los vecinos que denunciaron que los días de lluvia los colectivos no cumplen con el tiempo del recorrido, por lo que algunos han llegado a esperar hasta una hora a la intemperie.

Es el caso de Carmen, que reclamó que “nunca pasan a horario”. “Llevo una hora esperando que aparezca el cole”, sentenció.

“Viajamos como caballos, con todo sucio y sin calefacción. Espero que mejore el servicio”. Sandra. Una de las vecinas que se quejó del servicio en Cuenca XVI.

“El nuevo ramal era necesario, más que nada en el oeste, pero tendrían que haber avisado que lo iban a incorporar”.Magalí. No sabía del funcionamiento.

“Necesitamos viajar en mejores condiciones y que las frecuencias sean más rápidas, especialmente los días de lluvia”. Diego. Opinó sobre como funciona el cole en el barrio.

La mayoría de los consultados por LM Neuquén no estaban enterados del nuevo ramal, pero rescataron que se pusiera en marcha, ya que es una de las zonas más postergadas de la ciudad.

Muchos de los residentes de Cuenca XVI trabajan en el centro, por lo que se les dificultaba caminar hasta 20 cuadras para utilizar el servicio de transporte público.

Marta, otra vecina, se mostró satisfecha con la medida, pero recordó que “más de una vez ha pasado que el colectivo se rompe y el que viene atrás no nos levanta porque está lleno, sumado a que el refuerzo llega siempre tarde”, detalló.

Magalí, otra de las consultadas, señaló que “cuando los choferes están atrasados se preocupan más por cumplir el horario que por levantar gente”, por lo que a veces bajan pasajeros, pero no suben más de los que ya llevan. El ramal 516 tiene su cabecera en Cuenca XVI e inicia el recorrido por las calles internas del barrio, para luego retornar al centro. En el barrio esperan que el servicio siga mejorando.

Se trata de uno de los puntos con mayores problemas de transporte público.

Chofer perdido dentro del barrio

En declaraciones radiales, el subsecretario de Transporte y Tránsito, Fernando Palladino, explicó que el retraso inicial del 516 de ayer se debió a que uno de los choferes se perdió en el barrio, por lo que el colectivo pasó unos 10 minutos tarde. El funcionario reconoció que “son cosas que pasan cuando se implementan estos servicios nuevos”. Sin embargo, destacó la inauguración del servicio para este punto del oeste.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído