Falso cura daba "agua de vida" para violar a niñas

Las nenas quedaban mareadas y él aprovechaba para abusarlas.

colombia

Un falso sacerdote engañaba a las nenas de una comunidad de Colombia, a quienes les hacía beber “agua de vida” para drogarlas y abusaba de ellas. El hombre fue identificado como Germán Restrepo Quintero y había fundado la iglesia Jesús de la Buena Esperanza en Cúcuta.

“Él utiliza un agua de vida y, antes de la entrevistarlas, muchas de ellas decían que se sentían mareadas y ahí era donde él aprovechaba para abusar de ellas”, le dijo un familiar de las víctimas a RCN Radio.

Por su parte, en la Diócesis de Cúcuta aseguraron que el hombre no pertenece a la Arquidiócesis, sino que está relacionado con una iglesia ortodoxo-cristiana que no tiene nada que ver con la Iglesia católica.

No obstante, Restrepo Quintero usaba el mismo ritual, libros litúrgicos y eucaristía que en las iglesias diocesanas para confundir a los fieles.

Por otra parte, un allegado al despreciable sujeto agregó que el acusado cambió varias veces de congregación y que siempre se fue en malos términos. En tanto, mientras la Justicia investiga las denuncias por violación, recordó que en 2005 Restrepo Quintero fue condenado a tres años y un mes de cárcel por graves daños a la salud de varios pacientes en el municipio de Soacha, en donde se hacía pasar por médico homeópata.

“Mi hija fue víctima de este señor y pido justicia. Esto está en manos de la Fiscalía, pido que lo capturen”, reclamó la madre de unas de las niñas abusadas.

De acuerdo con el padre de dos de las víctimas, luego de los repudiables actos que habría cometido Retrepo, sus hijas y otras niñas están desestabilizadas emocionalmente. “Mis hijas están mal psicológicamente, en el sentido de que no se explican cómo una persona esté haciendo estás atrocidades y las violaciones que ha hecho con otras niñas. Nosotros nos hemos dado cuenta y ellas mismas lo han confesado”, manifestó el hombre a RCN Radio.

Según se supo trascendido el hecho, el falso sacerdote tiene otros antecedentes. Restrepo Quintero ya había tenido inconvenientes con la Iglesia católica, cuando en 2011 la iglesia de San Pío X, Divino Niño y Sagrado Corazón de Jesús, en Bucaramanga, alertó a la comunidad de la aparición de un hombre que se hacía pasar por sacerdote de la Iglesia católica y, según el testimonio que varios feligreses dieron en su momento, el hombre rondaba por el barrio Conucos en Bucaramanga ofreciendo misas a domicilio.

Germán Restrepo Quintero había fundado la iglesia Jesús de Buena Esperanza en Cúcuta. Sin embargo, la iglesia colombiana niega que sea parte.

Acusó a un nuncio de encubridor

El sacerdote de la Villa Prat, en Chile, Sergio Díaz, hizo fuertes declaraciones luego de una reunión en el seminario Rauquén de Curicó, junto a otros religiosos. “Yo trabajo en todo Chile en encuentros matrimoniales y un cura violó a varios cabros y uno de ellos se ahorcó”, contó a los medios de comunicación tras salir de la reunión. El párroco acusó a los obispos chilenos y principalmente al Nuncio Apostólico, Ivo Escapolo, de encubrir casos de abuso sexual en la iglesia chilena. “Hablamos con el nuncio, pero este no puede ser nuncio en Chile, es un bandido. El nuncio no nos habló nunca más. Le entregamos a la iglesia todo lo que nos pide la nunciatura e insistimos con los chiquillos”, explicó.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario



Lo Más Leído