Hallaron una reserva de agua dulce bajo el océano Atlántico

Fue descubierta en el noreste de Estados Unidos y se prolonga por alrededor de 80 kilómetros.

Un equipo de geólogos de la Universidad de Columbia, de Estados Unidos, descubrieron una enorme reserva de agua dulce bajo el Atlántico de, aproximadamente, 80 kilómetros. A partir de este hallazgo, se investigará si hay espacios similares en otros lugares del mundo.

El descubrimiento se llevó a cabo en el noreste de Estados Unidos, desde la costa de Massachusetts hasta Nueva Jersey. El acuífero submarino se prolonga alrededor de 80 kilómetros hasta el borde de la plataforma continental y, si se encontrara en la superficie, crearía un lago que cubriría cerca de 40.000 km. cuadrados.

Te puede interesar...

Es la formación de este tipo más grande que se haya encontrado jamás y sugiere que otros similares pueden existir en otras áreas del mundo. Además, los investigadores confían que estas reservas podrían ser un recurso extraordinario para las zonas áridas que necesitan agua de forma desesperada.

El agua relativamente dulce de esta reserva está atrapada en sedimentos porosos ubicados debajo del océano salado. Quienes llevaron a cabo el estudio emplearon ondas electromagnéticas para mapear la zona, hasta entonces invisible a otras tecnologías. “Sabíamos que había agua dulce allí en lugares aislados, pero no sabíamos la extensión ni la geometría”, comentó Chloe Gustafson, la autora principal, del Observatorio de la Tierra Lamont-Doherty.

Los primeros indicios del acuífero habían aparecido en la década de 1970 cuando algunas empresas perforaron la costa en busca de petróleo. En vez de combustible, muchas veces dieron con agua dulce. Los agujeros de perforación son solo pinchazos en el lecho marino, y los científicos se preguntaban si los depósitos de agua eran solo bolsas aisladas o algo más grande. Kerry Key, geofísico de Lamont-Doherty, con experiencia en el desarrollo de imágenes electromagnéticas para buscar petróleo en el subsuelo marino, comprobó que estas tecnologías también podrían usarse para encontrar depósitos de agua dulce y, en 2015, iniciaron la investigación.

El daño de la pesca española

Las ONG World Wild Fund y Bloom señalaron a España como uno de los mayores responsables en la destrucción de los océanos y la depredación de los recursos, y le exigieron que cambie su sistema pesquero en el océano Atlántico Sur.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído