Junto a la pobreza, crece la demanda en los merenderos

Un estudio indica que uno de cada tres chicos que asisten tienen padres con trabajos en blanco.

Neuquén.- Un tercio de los chicos que asisten a los merenderos de Neuquén proviene de familias que tienen trabajos en blanco. Así lo sostiene un estudio realizado por el movimiento Barrios de Pie, que agregó que la asistencia a estos espacios es cada vez mayor y evidencia que el índice de pobreza está en crecimiento.

El 33 por ciento de las familias encuestadas en siete merenderos del oeste neuquino cuenta con algún padre o madre que tiene un ingreso estable y una cobertura social. “Así y todo, mandan a sus hijos al merendero porque en los hogares no se pueden garantizar las cuatro comidas diarias”, explicó Sebastián Íbalos, referente del movimiento.

Otro de los datos recabados por el estudio indica que un 10% de las familias encuestadas cuenta con algún niño que tiene mala nutrición o bajo peso. “Es un dato que se percibe en el trabajo territorial, pero con el estudio lo pudimos plasmar en números concretos”, señaló.

El relevamiento se hizo con asistencia de técnicos en minoridad y asistentes sociales en espacios de los barrios Toma Pacífica, Los Hornitos, Villa Ceferino, Cuenca XV y Valentina Sur. Según detallaron, cada espacio recibía el año pasado unos 25 niños y hoy se incrementó a más de 35. Íbalos explicó que, si bien el promedio de edad de los niños que asisten a estos centros es de 8 años, en la actualidad son muchos los adolescentes y adultos mayores que van al merendero. “Vemos que llegan abuelos y adolescentes que antes no venían”, expresó.

En el muestreo también surgió que cada vez se acentúa más la tendencia de los niños que piden una vianda para llevar y compartir con las familias. “Además de la merienda, el juego y las actividades que organizan, los chicos van a buscar una ayuda”, puntualizó Íbalos.

10 por ciento de las familias encuestadas cuenta con niños que tienen mala nutrición o bajo peso.

Relevan situación laboral y hábitat

El movimiento Barrios de Pie, CETEP, la organización TECHO y el movimiento Evita comenzarán el lunes un relevamiento de 6 mil hogares para obtener una muestra de la situación habitacional y laboral en la región. El objetivo es buscar soluciones y políticas contra la pobreza.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído