Juzgan al padre por abusar sexualmente de su hija de 3 años

Neuquén
"Es preferible que tenga un padre violador a que tenga un padre ausente", contó María que le dijeron desde el Juzgado de Familia cuando le explicaron por qué intentaban revincular a su hija con su padre, quien desde hoy enfrentará un juicio por abuso sexual gravemente ultrajante por el vínculo.

Un sinfín de obstáculos judiciales debió atravesar esta madre neuquina desde 2013, cuando denunció que su hija (en ese entonces de 3 años) había sido abusada por su padre.

En este lapso hubo denuncias, prohibición de acercamiento (para el padre y su círculo familiar), exámenes médicos, psicológicos y una cámara Gesell con resultados positivos. Pero atrás de todo eso, lo que también hubo fue dolor, heridas, exposición y maltrato.

"El padre siempre nos persiguió, nunca cumplió las medidas de restricción. La nena estuvo cinco días sin oxígeno por el estrés que le causó, después de que quisieron revincularla con él", relató María.

El calvario comenzó en mayo de 2013 desde el jardín de infantes: "La nena tiene conductas raras", le dijeron. Además, comenzó con problemas asmáticos. Por esto la llevó a la psicóloga y allí se confirmó que había sido abusada.

De inmediato, María hizo la denuncia en Fiscalía, en donde fue archivada. En agosto del 2014, volvieron a abrir la causa y se solicitó un informe forense que, por el tiempo transcurrido, demostró que las heridas de la menor estaban cicatrizando, lo que implicó que otra vez fuera archivada.

La madre insistió y en noviembre del mismo año el fiscal jefe Rómulo Patti chequeó las pruebas y en octubre de 2015 le formularon los cargos por los que finalmente el padre de la nena llega a juicio.

Mientras, la Justicia de Familia forzó la revinculación a pesar del rechazo de la niña. "Tres veces mi hija salió a los gritos del consultorio", contó la mujer.

Después de tres años, desde hoy se llevará adelante el juicio.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído