La guerra contra el alcohol ilegal, una misión imposible

Si bien disminuyó un 70%, el expendio en casas particulares dificulta la intervención del Municipio.

nEUQUÉN
La Municipalidad aseguró que la venta de bebidas alcohólicas después del horario permitido está presente en toda la ciudad y que, si bien la cantidad de puntos de venta bajó un 70% desde el año pasado, en todo momento surgen nuevos lugares de expendio. Las casas particulares son las más difíciles de controlar porque requieren de la intervención de la Justicia.
Según declaró el subsecretario de Fiscalización Externa, Gustavo Orlando, no hay una zona caliente para la venta ilegal de bebidas alcohólicas. "Están desperdigados por toda la ciudad", señaló el funcionario y detalló que los dos últimos allanamientos se hicieron en la toma La Familia y Unión de Mayo.
"Cuando se trata de casas particulares, necesitamos que el Juzgado de Faltas eleve la inquietud al juez de Garantías para que él ordene la actuación de los inspectores", detalló Orlando. En la toma La Familia se secuestraron dos freezer, una heladera, 14 cajones de cerveza y unos 100 litros de productos varios que incluyen fernet, licores y bebidas blancas.
Los inspectores pueden actuar sobre los comercios habilitados, donde aplican multas de 10 mil pesos, o 20 mil si son reincidentes. Sin embargo, el subsecretario alegó que las más difíciles de controlar son las casas particulares, ya que la Municipalidad necesita la intervención judicial para poder decomisar las bebidas. Orlando reconoció que la venta es un gran negocio, a pesar de que los infractores "se arriesgan a que el Estado los pesque". Según detalló, una botella de cerveza sale unos 80 pesos en el mercado ilegal, lo que representa un 400% de incremento con respecto a los supermercados.
Desde las comisiones vecinales de los barrios más afectados por estas ventas desconocieron la práctica ilegal y aseguraron que no recibieron denuncias de los vecinos al respecto. Sin embargo, sí admitieron que hay espacios donde los jóvenes se juntan a beber alcohol en la vía pública.
"Hay partes oscuras en Parque Norte y vemos que de noche se juntan a tomar hasta muy tarde", señaló Rubén Salari, presidente de la comisión vecinal de Santa Genoveva, uno de los puntos donde, según Orlando, han detectado venta ilegal. El vecinalista consideró poco probable que en el barrio haya casas de familia que expendan bebidas después de las 11 de la noche, pero indicó: "Puede haber algunos almacenes que vendan, aunque no tengo ninguno identificado".
En Unión de Mayo, donde se hizo la última actuación en busca de bebidas, sólo conocen de la venta de alcohol durante los días de feria. "Sabemos que en las plazas más oscuras se juntan a consumir, pero supongo que traen las bebidas de los barrios aledaños", aseguró Verónica Aranda, presidenta de la comisión vecinal de ese barrio, y aseguró que tampoco recibieron denuncias al respecto.
Los vecinalistas de Belgrano, donde hace poco se detectó un punto de venta sobre calle Ricchieri, tampoco están al tanto de denuncias por venta de alcohol. "Sabemos que en la toma de al lado venden y vemos que sobre Avenida Olascoaga se juntan a tomar", apuntó Roberto Pozo, de la vecinal del barrio.

Carnes, lácteos y fiambres

Además de la venta de alcohol fuera del horario permitido por ordenanza, la Subsecretaría de Fiscalización Externa del Municipio controla que los alimentos que se comercializan estén en buen estado y que respeten la cadena de frío. Hace unos días, decomisaron 100 kilos de carne.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído