Icono de Alerta

Hoy para comprar o salidas recreativas: documentos terminados en impar

LMNeuquen Misterio

La mujer que quería morir y desapareció hace 11 años

Se trata de Alicia Cifuentes que salió de casa para ir a comer ñoquis a lo de su hermana y no apareció mas. Su búsqueda continúa abierta, pero no hay rastros.

El misterio de la mujer enterrada al costado de un camino en Los Barreales sigue vigente. Nadie sabe quién es ni cómo murió, pero la búsqueda de su identidad develó la historia de otra mujer que lleva 11 años desaparecida y de quien no hay un solo rastro.

Alicia Olga Cifuentes tenía 51 años y vivía en Huertas Comunitarias. Estaba en pareja con un hombre que falleció el año pasado. Además, tenía dos hermanos, Norma y Daniel, y una hija, Nibia, con quien dialogó LMN.

Te puede interesar...

La denuncia por la desaparición de la mujer se radicó en la Comisaría 21, del barrio Melipal, el 3 julio de 2009.

“Mi mamá no quería molestar más a la familia. Ella estaba muy negativa, sentía que en la vida había hecho todo mal. Padecía un cuadro depresivo muy severo”, detalló su hija.

El drama de Alicia arrancó con la muerte del padre. “No lo lloró cuando murió mi abuelo, pero después comenzó a culparse por no haber pasado tiempo con él. Empezó a dejar de comer, lloraba, no dormía y así entró en un estado depresivo”, relató Nibia.

alicia-cifuentes-busqueda-02.jpg

A los médicos que la trataban les había dicho que sentía la presencia de un hombre a su lado y que se había aburrido de la vida. “Refiere que le han hecho un gualicho y que ha buscado ayuda con distintos pastores pero no han podido ayudarla”, indicaba la historia clínica de Cifuentes.

La crisis de Alicia se fue profundizando. “Un día nos llamaron del hospital regional para avisarnos que estaba internada porque se había tirado al río desde los puentes carreteros y unas personas, del barrio que está ahí abajo, se metieron y la sacaron en estado de hipotermia”, contó Nibia, que recordó que ya había intentado quitarse la vida ahorcándose con un alargador, pero se cortaron los cables y también se había arrojado por la barda.

“Lo único que quería era morirse, no quería vivir más”, afirmó con tristeza su hija, y dijo que su mamá estuvo medicada durante un periodo y hasta la tuvieron internada en Salud Mental del hospital regional.

"Voy a comer ñoquis"

La última vez que Nibia vio a su mamá fue la mañana del 3 de julio de 2009. “Se estaba quedando en casa y ese día se levantó animada y hasta fue a comprar unas medialunas para desayunar. Después, me dijo que se iba a la casa de Norma, su hermana, porque la había invitado a comer unos ñoquis. Su hermano, Daniel, conocía el camino que hacía Alicia cuando iba a lo de Norma, así que salió a su encuentro en la moto, pero nunca la encontró”, detalló la mujer.

alicia-cifuentes-busqueda-01.jpg

Tras buscarla todo el día, se radicó la denuncia y en la búsqueda trabajaron la Policía, Bomberos y Prefectura.

Se rastrilló la meseta, las costas y los ríos Limay y Neuquén, sin éxito. En paralelo, su familia comenzó a distribuir folletos en toda la Confluencia y el Alto Valle de Río Negro.

El único dato clave que surgió fue un llamado desde Allen donde creyeron haberla visto caminando con destino a Roca, pidiendo agua y comida. Después, nunca más se supo nada de Alicia.

“Sinceramente no sé qué pensar, supongo que le pudo pasar algo, que la secuestraron, venta de órganos, no sé. Lo único que sé es que no la voy a dejar de buscarla. Ella era todo para mí. Fue madre soltera y hacía de madre y padre. Luchó mucho para que estuviera bien. Lo único que quiero es encontrarla, aunque sea muerta para poder despedirla como Dios manda”, concluyó Nibia.

mujer enterrada barreales 0.jpg

-> Tratan de dar con la identidad de la mujer enterrada

La fiscalía y la Policía continúan trabajando para dar con la identidad de la mujer que fue encontrada enterrada el 2 de enero, al costado de una picada en Los Barreales.

Dentro de las tareas investigativas no se pudieron determinar las causas de la muerte por el avanzando estado de descomposición en el que estaba el cuerpo. Según se pudo saber, llevaba enterrada unos seis días.

Por este motivo no se ha podido establecer si tuvo una muerte natural o violenta.

Se tomaron sus huellas y muestras de ADN para futuros cotejos. De hecho, la familia de Olga Cifuentes se acercó a fiscalía, tras la publicación de LMN, y las pericias indicaron que no era su familiar.

LEE MÁS

El misterio de la mujer enterrada en Los Barreales

Encontraron asesinada y enterrada a una joven desaparecida

Hallan enterrada en una casa a una chica de 16 años

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

86.585365853659% Me interesa
3.6585365853659% Me gusta
3.6585365853659% Me da igual
2.4390243902439% Me aburre
3.6585365853659% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario