Lara: "soy la primera, pero no la última"

Campeona. La neuquina se consagró en la Liga Nacional con Quimsa y anhela que el básquet femenino siga creciendo.

Sofía Ibáñez

ibanezs@lmneuquen.com.ar

Neuquén. Victoria Lara es un espejo para el básquet femenino de Neuquén. Hace una semana se coronó campeona del torneo Apertura de la Liga Nacional con Quimsa de Santiago del Estero, un logro inédito para una basquetbolista de la provincia.

Nacida en San Martín de los Andes, comenzó a jugar a los 12 años en Zorros, se destacó, integró la selección neuquina durante toda su etapa formativa y también representó al país con la albiceleste. A los 16 años emigró a Buenos Aires y su primer equipo fue Social Lanús. La temporada pasada se disputó la primera edición de la Liga Nacional femenina y la China Lara fue parte jugando para Estrella de Berisso. Este año fue reclutada por Quimsa, sin duda el mejor equipo a lo largo del semestre, finalizando primera en la fase regular y ganando la Final Four.

“Lo que destaco de este equipo es la unión que tenemos, es increíble. Los partidos que nos tocó perder, jugando mal, pudimos remediarlos tanto dentro como fuera de la cancha. Eso se resalta un montón. Además de tener jugadoras como Nati Ríos (MVP) o Gise Vega, que le aportan un plus de calidad al equipo”, expresó.

La neuquina metió un triple clave en la victoria final ante Obras Sanitarias, que Quimsa ganó 75-74 en tiempo suplementario. “Fue algo completamente inesperado, cada vez que lo volví a ver se me puso la piel de gallina. Recuerdo el momento en el que tiré la pelota, no pensé en nada y cuando entró no lo podía creer”, revivió.

Los colores tiran

“A mí siempre me gustó vestir los colores de mi provincia, creo que lo tienen muy claro todos los dirigentes, porque se lo he dicho varias veces. Pero lamentablemente muchas veces al femenino no se le da mucha bola, será por problemas económicos o por falta de conocimiento, y la verdad es que esos factores hacen que las chicas dejen de jugar. El proceso que se hace en formativas se pierde cuando se llega a primera”, expresó Victoria, que jugó los Evita, los Epade y la Araucanía con la selección neuquina.

Y le dejó un mensaje a las jugadoras regionales: “Siempre que hay esfuerzo y ganas, se puede. Tal vez yo tuve la suerte de venirme a Buenos Aires y de que me vean otros clubes, pero es importante que sigan esforzándose. Más allá de que siempre se reniega con los torneos, las selecciones, eso es lo que las va a hacer crecer y, quién dice, llegar a una Liga Nacional. Yo soy la primera, pero no la última. Estaría muy bueno que pueda haber algún equipo de Neuquén en la Liga Nacional, por qué no”, dijo, con el optimismo de una campeona.

Me generó mucho orgullo. Guadalupe Soto. De Gregorio y compañera en la selección neuquina

Ver a mi amiga China jugar en el mejor torneo del país me generó mucho orgullo, más del que ya sentía por ella. Siempre la admiré por su fortaleza y grandeza. La noche que salió campeona sentí mucha emoción. Fuera de lo que es como jugadora, es una persona maravillosa. Dicen que a las buenas personas les suceden cosas buenas, y de eso no queda duda.

Un emblema en Neuquén. Manolo Sánchez. Periodista, especialista en básquet regional

Es uno de los emblemas más grandes del básquet femenino de Neuquén, por la entrega, en la selección provincial. Desde San Martín o Buenos Aires venía y entrenaba durísimo y se iba toda rota. Eso marca la seriedad y el compromiso, por eso llegó donde llegó, a jugar en la selección nacional y ahora a Liga Nacional. Esas cosas las hizo por su carácter y su seriedad con el básquet.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído