El clima en Neuquén

icon
24° Temp
21% Hum
LMNeuquen consultas

Las consultas con el oculista también cayeron por temor

"La gente piensa que si sale de la casa se va a morir", indicaron desde la Asociación Neuquina de Oftalmología, con preocupación de que los cuadros siguen avanzando.

En medio de la pandemia por coronavirus, entre los oftalmólogos de la ciudad hay preocupación por las pocas consultas recibidas. “La gente piensa que si sale de la casa se va a morir, y es preocupante porque dejan de atender consultas que son importantes”, aseguró a LM Neuquén Anabel Larrañaga, presidenta de la Asociación Neuquina de Oftalmología.

Si bien las consultas varían entre todas las edades y problemáticas, las más usuales son el miedo a tener cataratas por parte de los adultos mayores y las dudas por ojo seco. “Hay muchas quejas por los que están mucho tiempo frente a la computadora. Eso provoca el ojo seco y gran cantidad de ardor”, aseguró Larrañaga.

Te puede interesar...

Claro, es que a raíz de los casi 200 días de aislamiento social preventivo y obligatorio dispuesto por la Gobernación, las actividades que antes se desarrollaban de forma normal empezaron a ser parte de una realidad cotidiana virtual. En ese sentido, la tecnología y por sobre todo las pantallas, cumplen un rol protagonista en todo esto y no discrimina de jóvenes, adultos o mayores adultos.

Recomendaciones frente a la pantalla

Es por eso que la especialista recomienda algunos tips para disminuir el impacto que estas le provocan a la visión. “Está probado que cuando estamos frente a las pantallas no pestañeamos, por lo que es aconsejable tener pausas activas cada media hora”, aseguró Larrañaga.

¿Qué significan estas pausas activas? Según la especialista, “es necesario levantarse cada media hora y mirar un punto lejano para no generar un calambre o contracción ocular”. Esto es simplemente “variar el punto focal y mirar fijamente una nube, un árbol o un pájaro”. Lo importante, sea el elemento que sea es mantener al menos seis metros de distancia para relajar la visión antes de volver a la computadora.

p12-f02-larrañaga-oftalmologia.jpg

Otra de las recomendaciones es que la pantalla esté a la misma altura que los ojos. Para ello es una buena opción, en caso de trabajar con notebooks, “poner un taco de madera o lo que sirva para elevar la altura de la computadora y que esté en consonancia con la de los ojos para no modificar la mirada y mantener una posición de relajación”, contó Larrañaga.

Además, las horas de tarea frente a la pantalla pueden estar acompañadas del uso de lágrimas artificiales, de venta libre en farmacia. “Cuando el ojo está bien lubricado las pequeñas imperfecciones se llevan mucho mejor”, sentenció.

Aislamiento y controles médicos

En torno a la realidad actual por la pandemia de coronavirus, la presidenta de la Asociación Neuquina de Oftalmología dejó ver su descontento con las políticas actuales tomadas en la ciudad. “Nos hicieron quedarnos en cuarentena durante tanto tiempo y no prepararon los hospitales con más camas ni tampoco han traído más profesionales. ¿Qué hicieron? ¿Qué cambiaron?, se cuestionó.

Además, también se mostró en contra del tratamiento mediático en torno a la pandemia por coronavirus. “El nivel de desinformación es muy grande, lo único que hacen con las comunicaciones oficiales es sembrar el miedo y eso nunca puede ser algo bueno”.

controles oculista oftalmologico.jpg

No solo se quejó de la cantidad de puestos de trabajo y locales cerrados que ocasionó la pandemia, sino también de las muertes que se dieron en la provincia. “Si realmente queremos cuidar la vida también tenemos que decir que es necesario que no tengan miedo de atenderse, porque eso también es cuidar la salud”, aseguró la mujer a LMN.

Durante estas últimas semanas, Larrañaga ha recibido pacientes en condiciones de descuido, lo que la pone en alerta con respecto a esta situación: “Tenemos desde pequeñas de 7 años que durante estos meses no han aprendido las letras hasta pacientas que no se sacan los lentes de contacto desde hace meses por miedo de pisar la calle”, se lamentó la mujer. “Esto realmente me apena mucho, porque por el miedo que nos siembran descuidamos otros aspectos importantes de la salud”.

Es necesario levantarse cada media hora y mirar un punto lejano para no generar un calambre o contracción ocular. Hay que variar el punto focal y mirar fijamente una nube, un árbol o un pájaro Es necesario levantarse cada media hora y mirar un punto lejano para no generar un calambre o contracción ocular. Hay que variar el punto focal y mirar fijamente una nube, un árbol o un pájaro

-> Contratiempos con los protocolos

Además, otra de las grandes preocupaciones del rubro oftalmológico corre en torno a las intervenciones quirúrgicas en tiempos de cuarentena: “Todos los procesos están muy lentos y con un montón de protocolos”, se quejó. Por otro lado, la preocupación parte de la decisión del gobernador Omar Gutiérrez de “suspender todas las cirugías, incluso las nuestras que no tienen quirófano”.

Pese a la delicada situación sanitaria, Larrañaga cree que es indispensable encontrar un equilibrio y diferenciar los cuidados del miedo. Por eso recomienda a la gente: “No detengan sus consultas oftalmológicas. No podemos seguir esperando que esto pase porque no pasa más”, y explicó: “Los protocolos están todos aplicados, durante estos meses no se ha contagiado nadie en nuestros consultorios, tenemos todo prolijo”.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

73.076923076923% Me interesa
7.6923076923077% Me gusta
0% Me da igual
7.6923076923077% Me aburre
11.538461538462% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario