Los emojis, verdaderos amos de la confusión

Aunque se los lanzó con miras a crear un lenguaje universal, la realidad es que su interpretación cambia según quién los use.

Buenos Aires
A pesar de que a finales del año pasado la famosa carita feliz fue elegida como la "palabra del año", la realidad es que los emojis no son tan universales como pretenden ser y su interpretación cambia según quién los utilice, llevando muchas veces a generar malos entendidos.

Según un trabajo de la Universidad de Minnesota, sólo el 4,5% de estos iconitos se interpreta de una forma consistente entre distintas personas y al margen del dispositivo en que se vean.

En el estudio se analizó cómo se entendían estos símbolos –estandarizados por el consorcio Unicode a partir de 2009– tanto desde un punto de vista semántico, para saber qué queremos decir, como desde una perspectiva emocional, para saber si inspiran sentimientos positivos o negativos. Se eligieron los 22 más usados y se realizaron encuestas.

El primer gran problema surge de los diferentes dibujos que hace cada sistema operativo. Sin ir más lejos, la cara sonriente, que no debería prestarse a demasiadas confusiones, en el caso de Microsoft el 44% de los encuestados la interpretó como algo negativo.

"Los emojis son una forma completamente nueva de comunicarse y su potencial para los problemas de comunicación es más alto de lo que muchas personas suponen", aseguró Brent Hecht, líder del grupo de computación social que encabezó el estudio.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído