Los grandes que tiraron la toalla

Boca, River y Racing se despidieron del torneo a falta de 6 fechas. Hoy están fuera de la Libertadores 2017.

Buenos Aires.- La hipótesis alguna vez vertida desde el seno de la AFA de armar torneos cortos para que sean más competitivos y así darles opciones de campeonar a los clubes denominados chicos parece tener más vigor que nunca si se tiene en cuenta que, a falta de 18 puntos para el cierre del actual certamen, hay tres grandes que ya arrojaron la toalla.

La teoría surgida en la casa madre del fútbol, iba en detrimento de los torneos largos, donde casi siempre los vencedores eran los equipos con mayor presupuesto y planteles de jerarquía. Al respecto, si se tiene en cuenta sólo lo acontecido en el último año y medio, se puede decir que esa idea surgida a principios de los 90 tiene fundamentos.

A saber, mientras que en 2015 el torneo de 30 equipos fue disputado de punta a punta por los equipos más grandes, como Boca y San Lorenzo, en el actual torneo corto los que mandan son clubes de menor relevancia, como Lanús, Atlético Tucumán, Central y Godoy Cruz.

El Millo quedó a 10 de la cima, y el Xeneize está a once puntos del líder Lanús.

A excepción de San Lorenzo, que todavía lucha por la punta a dos del líder, e Independiente en menor medida a cuatro, la realidad indica que pasado el último fin de semana tanto Boca como River y Racing se despidieron del campeonato. Es que a falta de seis fechas para el final, tanto el último campeón argentino como el defensor de la Copa Libertadores y el ganador del torneo en 2014 ya no dan pelea y tienen como único objetivo la Copa. Ni siquiera los motiva saber que en este momento se están quedando fuera de la edición 2017 .

Con 18 puntos en disputa, por la Zona 2 Racing está a 10 unidades y el Xeneize a 11 del Granate, que suma 25 puntos y se presenta como el conjunto más regular de la temporada. La realidad es que todavía los números le dan, aunque virtualmente están fuera de la toda lucha por el título e inclusive los propios entrenadores, Facundo Sava en la Academia y Guillermo Barros Schelotto por el Xeneize, han expresado que será muy difícil pelear con Lanús y que por eso sus objetivos están puestos en la Libertadores.

"Más allá de los nombres, los que tienen que jugar deben mostrar carácter. Nos faltó rebeldía para dar el resultado. Uno esperaba jugar de la misma manera que lo veníamos haciendo, más allá de que los nombres no sean los mismos".Guillermo Barros Schelotto.El DT, caliente por la falta de actitud del equipo ante Tigre.

"Quedamos lejos en el torneo. Apuntaremos a la Copa, que es lo que nos tiene en juego. Estamos enteros, bien en esa competencia. Me hubiese gustado que estos jugadores, que no pueden despegar, lo hagan para tener alternativas para utilizarlos en la Libertadores".Marcelo Gallardo El DT fue crítico con su equipo.

Para el Millonario, la situación es similar. Los dirigidos por Marcelo Gallardo no terminan de demostrar en el local todo lo bueno que hacen en los juegos internacionales. El sábado ante Sarmiento se quedó sin respuestas y lo terminó empatando de local cuando ganaba 2-0. Pero la historia viene de más atrás, porque la última victoria fue el 29 febrero ante Independiente. Así, la Banda quedó a diez unidades del Tomba y también apuesta a la Copa.

6 puntos les sacan los líderes a los 3 grandes.

Mientras que los dos punteros del torneo local, Godoy Cruz por la Zona 1 y Lanús por la Zona 2, suman entre los dos 45 puntos, Racing, Boca y River alcanzan apenas las 39 unidades, dando cuenta de la floja campaña que están realizando.

Un mal inicio

Boca arrancó la pretemporada con la exigencia de repetir el título y el objetivo de la Copa apoyado en jugadores como Carlos Tevez, Daniel Osvaldo y Fernando Gago. Sin embargo, todo se desintegró muy rápido. Dos clásicos perdidos en el verano contra River se sumaron a la derrota por la Supercopa Argentina ante San Lorenzo y un mal arranque del torneo, lo que provocó la salida del Vasco Arruabarrena.

Por su parte, River siguió con la tónica de fin de año cuando, luego de ganar en Japón la Suruga Bank, comenzó a perder. A pesar de que el equipo del Muñeco está bien en la Copa, tiene una cuota pendiente con el torneo argentino.

La Academia, con DT nuevo, está buscando una identidad de juego basada en un planteo ofensivo alternando buenas y malas, pero con el apoyo de su gente.

El recambio no funciona y se nota la diferencia


Tanto River como Boca y Racing apostaron a armar dos equipos para afrontar la doble competencia y en los tres casos el recambio para el torneo doméstico no funcionó. San Lorenzo, por su parte, no rotó, pero en la Copa no le ha ido tan bien hasta el momento.

El caso del Millonario es un buen ejemplo de esto, ya que armó un plantel largo y, si bien va puntero en su zona de Copa, los "suplentes" no han podido hacer pie en el torneo. Lleva 5 sin ganar y en el último empató 2 a 2 con Sarmiento en el Monumental y quedó a 10 del puntero Godoy Cruz. Bertolo, Viudez y Pity Martínez todavía no demostraron.

La realidad del Xeneize no es muy distinta. Se encuentra bien posicionado en la Copa (segundo con 6, a 2 de Racing) pero en el torneo quedó a 11 de Lanús. En la última jornada cayó sin atenuantes con Tigre (2-0) y se despidió. Chávez, Pavón, Meli y Silva no responden a las exigencias de la camiseta.
El caso de Racing es similar, aunque perdió menos en el torneo local. Quedó a 10 del puntero tras caer con Aldosivi en la última fecha y también se dedicará a la Copa. Vismara no se convirtió en el volante que el club esperaba, mientras que Noir, Camacho y De Paul tampoco han mostrado tanto desequilibrio de mitad de cancha hacia adelante.

Hasta ahora, Huracán, que pone siempre lo mejor, es el que ha sacado los mejores resultados.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído