Melania, en un centro de detención de niños

Visita inédita de la mujer de Trump en la frontera.

Estados unidos., La primera dama de Estados Unidos, Melania Trump, aterrizó ayer en McAllen, Texas, en un viaje sin previo aviso para conocer de primera mano la crisis que afecta a las familias de inmigrantes en la frontera sur de Estados Unidos.

“Quiero agradecerles por su duro trabajo, su compasión y amabilidad”, dijo la primera dama en una mesa redonda en Upbring New Hope, donde se reunió con personal médico, trabajadores sociales y otros expertos que estaban allí.

Te puede interesar...

Melania se volvió el primer miembro de la familia Trump en atestiguar personalmente la situación que ha capturado la atención de todo el país en las últimas semanas. “Ella quería ver lo que es real”, le dijo a CNN la portavoz de la primera dama, Stephanie Grisham, durante una conferencia de prensa de diez minutos camino a Texas, y agregó: “Ella quería ver de cerca lo que ha visto en la televisión. Ella quería tener una visión realista de lo que está pasando”.

La visita de la primera dama llegó un día después de que el presidente Donald Trump firmara un decreto para cesar la separación que produjeron las mismas políticas de su administración, y que causaron grandes críticas y consternación. Anteriormente el presidente había insistido en que el Congreso necesitaba actuar para detener esa práctica, pero luego echó para atrás esa declaración.

La primera parada de Trump en Texas fue en el Centro de Niños en Upbring New Hope, que hace parte de los Servicios Sociales Luteranos del Sur. Durante la mesa redonda, Trump hizo varias preguntas, incluyendo cuántas veces los niños hablan con sus familias, a lo que le respondieron que dos veces por semana, pero un funcionario aseguró que hay un proceso de verificación para establecer que las personas con las que hablan son sus familias.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído