El clima en Neuquén

icon
22° Temp
25% Hum
LMNeuquen CUERPO

Pierden cadáver y aparece a los 15 días en un camión

El vehículo era de mudanzas y no refrigerado: el cuerpo se pudrió.

Durante el peor momento del pico de contagios y muertes en Nueva York, una empresa funeraria perdió literalmente uno de los cadáveres que le fueron entregados para sepultar. Y pasaron varias dos semanas hasta que los deudos pudieron encontrar el cuerpo de su familia, aunque no fue en el estado ideal: el cuerpo apareció en un camión de mudanzas, que obviamente no estaba debidamente refrigerado como para guardar cadáveres y estaba en avanzadísimo estado de descomposición.

Esto le ocurrió a la cochería “Neptune City” (de Nueva Jersey), cuyo director, por falta de lugar en su local, envió el cuerpo de Nathaniel Hallman, de 72, quien había fallecido víctima del coronavirus, a Brooklyn. En el barrio neoyorkino, el cuerpo de Hallman quedó a cargo de “Funeral Services” que fue la que, en definitiva, literalmente lo extravió. Recién 17 días después de su muerte, los restos de este hombre que en vida colaboraba como diácono de la Iglesia del Bautista Meek, en el Harlem, fueron cremados.

Te puede interesar...

Tanto su esposa Mitzi, de 63, como los amigos del fallecidos, estuvieron todos esos días buscando desesperdamente el cuerpo de su ser querido. El extravío, lógicamente, representaba una suerte de segunda pérdida que se sumaba a la muerte. Nunca imaginaron que estaba tan cerca y tan mal cuidado, dado que el camión de mudanzas estaba en el estacionamiento de la cochería Funeral Services, donde había sido enviado desde Nueva Jersey.

P18-F1B-MUNDO(SCE_ID=443462).jpg

Pastor: El muerto era colaborador de la iglesia Bautista Meek en Harlem, donde predicaba

El sufrimiento de sus allegados, claro, había comenzado en la agonía de la vida de Hallman, quien sufría Parkinson y en una internación a la que había sido sometido para rehabilitar parte de su cuerpo dañado por la enfermedad neurológica, contrajo el Covid-19. Encima, el coronavirus le derivó en una neumonía que terminó siendo mortal.

Ya en grave estado, el hombre fue trasladado a un hospital especializado en casos de Covid, donde permaneció en terapia intensiva hasta su muerte. Días antes, su esposa -que por el aislamiento no podía visitarlo- había hablado con él y le dejó un mensaje: “Te amo. No te preocupes por mí. Cuidate”. Unos días más tarde, su organismo no resistió y colapsó. Y ahí empezó el otro martirio para la mujer. De hecho, su marido falleció un día pico en decesos en los Estados Unidos: 2614 en 24 horas.

Y como Nueva York era el estado más afectado, en cierto modo eso para que las fuinerarias y los funebreros quedaran desbordaran ante tanta cantidad de fallecidos que llegaron a las casas velatorias todas juntas. Igualmente, Mitzi Hallman demandó a las dos funerarias involucradas, en busca de uyna compensación por daños morales. Según la denuncia, el cuerpo fue “dejado en el camión de mudanzas para que se pudra”. Y, efectivamente, se pudrió.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
7.1428571428571% Me gusta
0% Me da igual
28.571428571429% Me aburre
64.285714285714% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario