Por los precios, cayeron las ventas en panaderías

Los propietarios están preocupados. Aumentaron sus productos por los incrementos de las materias primas y la gente no compra.

Natali Ruiz de Galarreta

ruizn@lmneuquen.com.ar

Neuquén.- El traspaso de los aumentos de las materias primas que necesitan los panaderos y reposteros de la cuidad hacia sus productos produjo una merma en las ventas del sector. La gente compra menos pan y facturas, y los panaderos están cada vez más preocupados.

En la tradicional panadería Tentaciones, sobre la calle Roca, la vendedora Liliana García miró a su alrededor y, al notar el pequeño local vacío durante las primeras horas de la tarde, lo catalogó como algo raro, situación que meses atrás no solía pasar.

Te puede interesar...

En la zona, la bolsa de harina de 25 kilos pasó de costar 250 pesos hace tan sólo dos meses atrás a 450 pesos, y el insumo que les da el indistinguible sabor a las medialunas dulces, una margarina de buena calidad, pasó de valer 900 pesos a llegar a los 1300 pesos por 20 kilos. Ambos costos se trasladaron directamente a los panificados y alejaron a algunos clientes.

Clima

Pero no fueron sólo estos aumentos lo que ocasionaron la baja en las ventas. Desde las panaderías también lo atribuyen a la inestabilidad económica general por la que atraviesa el país y al clima social que existe con respecto a los aumentos.

“La sensación que se maneja de que todo se va por las nubes hace que la gente consuma menos. La gente está ajustando en lo que gasta, y eso nos está complicando. La gente consume mucho menos”, indicó Gustavo Huenteau, dueño de la panadería y repostería Munich.

A la par, en Santarelli todo estaba muy tranquilo mientras las dos empleadas se mantenían alertas detrás del mostrador. Sus precios, sostuvieron, los aumentaron tres semanas atrás. Con el kilo de pan ahora a 50 pesos, la gente lo empezó a comprar “de a chirolas”. Venden, dicen, pero ahora notan que la gente se cuida.

panaderia

Repostería

Las facturas, tortas y masas dulces son otras de las perjudicadas. Siendo principio de mes, en la sucursal de Dulce Malvina, a metros del monumento al general San Martín, pensaban que la venta de sus reconocidas medialunas iba a aumentar con respecto al mes pasado. Pero no fue así.

“Se nota la baja de las ventas. Pensábamos que se iba a mover más cuando la gente cobrara, pero mucho no mejoró”, enfatizó Lucas Gómez, uno de los empleados.

La situación se repite en otras panaderías más pequeñas de la ciudad, donde la gente está comprando cada vez menos pan, facturas y tortas fritas.

Los vecinos comen menos y los comerciantes empezaron a hacer notar su problema. Habrá que esperar cómo evoluciona la situación y si los panaderos logran un respiro que les permita vender y mantener sus márgenes de ganancia.

No descartan otros aumentos

El dueño de Munich, Gustavo Huenteau, adelantó que las molineras ya le anunciaron un nuevo aumento en el precio de las bolsas de harina para “las próximas semanas”.

Por no contar con empleados ni el pago de un alquiler, Huentenau puede afrontar la situación de las constantes subas en sus costos y la baja en el consumo que afronta su negocio, algo que “otras panaderías, lamentablemente, pueden llegar a un punto donde no se puedan sostener”.

El valor de la bolsa de harina de 50 kilos subió un 80% en dos meses, superando los parámetros internacionales, en paralelo al aumento de tarifas de gas, electricidad y agua, por lo que el precio del pan podría dispararse hasta los 80 o 90 pesos el kilo, según indicó la cámara que los nuclea a nivel nacional.

pan

LEÉ MÁS

Nuevo "panazo": repartieron 5 mil kilos de pan en el Congreso

El gobierno consiguió congelar el precio de los combustibles por dos meses

Por un aumento de impuestos en AFIP, sube la nafta

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario


Lo Más Leído