El clima en Neuquén

icon
27° Temp
17% Hum
La Mañana millones

Roban millones, se fugan y abandonan a sus tres hijos

El matrimonio dejó una nota en su casa en California y huyó. Los busca el FBI. Ocurrió en Estados Unidos.

"Algún día volveremos a estar juntos", decía la carta que encontraron los niños de 13, 15 y 16 años en la habitación de sus padres. En medio de la noche, el matrimonio había abandonado su casa en California dejándoles a sus hijos aquella nota en un pequeño pedazo de papel. En el suelo estaban las pulseras de seguimiento electrónico cortadas. Se las habían aplicado las autoridades en junio, al ser declarados culpables por una mega estafa.

"Esto no es una despedida, sino una breve separación", completaba el texto que Richard Ayvazyan, de 43 años, y su esposa, Marietta Terabelian, de 37, les dejaron a sus tres hijos adolescentes el pasado 29 de agosto, antes de escapar de la condena por robarle al estado más de 20 millones de dólares. Desde entonces, nadie sabe dónde están.

Te puede interesar...

Ambos se quedaron con fondos de ayuda que el gobierno destinó en 2020, en plena crisis de coronavirus, a pequeñas empresas y personas en situación crítica. La cuarentena afectaba a millones y este matrimonio utilizó identidades falsas, incluidos los nombres de personas mayores o fallecidas y estudiantes de intercambio que habían abandonado el país, para reclamar dinero destinado a los más necesitados.

Incluso, Ayvazyan reclutó a otras personas para que se sumaran a la enorme operación. Juntos hicieron alrededor de 150 solicitudes de préstamos fraudulentos. Según el periódico Los Angeles Times, el grupo creó decenas de negocios ficticios del Valle de San Fernando, adjuntando nóminas falsas y declaraciones de impuestos falsificadas a muchas de sus solicitudes de préstamos.

Luego, llegó la vida de lujos. Compraron mansiones en los barrios más exclusivos de California como Tarzana, Glendale y Palm Desert. También monedas de oro, joyas, relojes de alta gama, bolsos de diseñador y una motocicleta Harley Davidson, entre otros artículos de altísimo valor, según explicaron los fiscales. Pero su rotundo cambio de vida llamó la atención. Habían pasado a ser millonarios demasiado rápido y algo no cerraba. Las autoridades comenzaron a investigar y el fraude salió a la luz. En noviembre del 2020 hubo un allanamiento en la mansión de de 3,25 millones de dólares en Tarzana.

La causa se elevó a juicio y en junio del 2021 fueron declarados culpables. Debían esperar en casa, con pulseras electrónicas que los monitoreaban, la sentencia definitiva. A finales de agosto, tal vez sabiendo que recibirían una condena ejemplar, la pareja escapó de su casa. El FBI los está buscando y se ofrecen 10 mil dólares de recompensa por cualquier información que pueda dar con ellos. De todos modos, el juez Stephen V. Wilson no detuvo la causa y, a pesar de su ausencia, el lunes pasado sentenció: 17 años para Richard Ayvazyan, seis para su esposa y cinco para Artur, su hermano.

Los únicos que estuvieron presentes en la audiencia de condena fueron los tres hijos de la pareja, que actualmente viven con sus abuelos y tuvieron que ver al juez definir a su padre como un "estafador endémico y despiadado que no respeta la ley".

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario