Seis alimentos que no comería un experto en comidas

Algunos vienen del mar y otros forman parte de la dieta cotidiana.

Vornsdito
Unas 48 millones de personas se enferman al año debido a un patógeno de origen alimentario, 128.000 son hospitalizadas y unas 3000 mueren a causa de estas enfermedades, según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de EE.UU.

¿Qué podemos hacer para protegernos de estos microbios, en particular cuando no tenemos control sobre la seguridad de los alimentos que ingerimos?

Si hay alguien que sabe de seguridad alimentaria en Estados Unidos, es Bill Marler, abogado y experto en seguridad alimentaria que ha representado a víctimas de casi todos los brotes de intoxicación en ese país en los últimos 20 años.

Y ahora, en la revista por internet Bottom Line Health acaba de publicar una lista de los seis alimentos que él nunca comería:

1. Leche y jugos sin pasteurizar: Marler explica que pueden fácilmente estar contaminados con virus, parásitos y bacterias como salmonella, E. coli y listeria. La misma advertencia vale para los jugos no pasteurizados, populares como alimentos "saludables", y los puestos de jugos recién exprimidos que se venden en la calle.

2. Brotes o germinados (de soja, alfalfa, etc.): todo tipo de germinados, dice Marler, puede propagar la infección bacteriana que se origina en sus semillas. Aunque agrega que bien cocidos sí los comería.

3. Carne que no está bien cocida o que está macerada: las hamburguesas siempre deben estar bien cocidas. "Los productos molidos son problemáticos y necesitan cocinarse muy bien porque cualquier bacteria que está en la superficie de la carne puede contaminar el interior", dice Marler. Si la carne molida no se cocina a 70 ºC interna y externamente, puede causar intoxicación de E. coli, salmonella y otras bacterias.

Y en cuanto a la carne, Marler siempre es cuidadoso con la maceración: la práctica de picar la carne con una aguja para ablandarla puede transferir microbios desde la superficie al interior. Si la carne está macerada, Marler come su bife bien cocido. Si no lo está, opta por el término medio.

4. Frutas y verduras que se venden lavadas o cortadas, "listas" para comer: "Huyo de estos como si fueran una plaga", dice. Mientras más se manipule y procese un producto, más riesgos de contaminarse. El experto compra sus frutas y verduras sin lavar ni cortar, en pequeñas cantidades y las come en un plazo de tres a cuatro días para reducir el riesgo de listeria, una bacteria letal que prospera en la heladera.

5. Huevos crudos o semicrudos: los expertos recomiendan almacenarlos en la heladera, cocinarlos completamente y consumirlos inmediatamente después.

6. Ostras y otros moluscos crudos: según Marler, los moluscos crudos, en particular las ostras, causan cada vez más intoxicaciones. "Las ostras son filtradoras, recogen todo lo que está en el agua", dice. "Si existe una bacteria, esta entra en su sistema; y si comés esa ostra, vas a tener problemas".

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído