Trágico final para dos hermanitos de Villa La Angostura

Murieron en un incendio mientras dormían. Sus padres, en grave estado.

NEUQUÉN
Una garrafa que se usaba con una pantalla para calefaccionar la planta alta de una vivienda causó la muerte de dos chicos de 10 y 14 años, en tanto que sus padres sufrieron graves quemaduras como consecuencia de un incendio desatado la madrugada del viernes en una casa del barrio Peumayén de Villa La Angostura.

El siniestro provocó un hondo pesar entre los habitantes de la villa, ya que se trata de una tradicional familia de la zona, además reconocida por su labor solidaria.

El incendio se inició a las 3:20 del viernes mientras Alfredo Linares, de 47 años, dormía junto a su mujer, Norma Pérez (44), y sus dos hijos, Agustín (10) y Joaquín (14). Tres dotaciones de bomberos llegaron de inmediato al lugar y durante varios minutos trabajaron para sofocar las llamas en la parte alta de la vivienda de la calle Tolosa al 700.

En declaraciones a AVC Noticias, el subcomisario Gilberto Aravena informó que los peritos de Bomberos de Chapelco confirmaron que el inicio del fuego fue por una garrafa que se usaba con una pantalla para calefaccionar la planta alta de la vivienda donde dormían los menores. Afirmó que los chicos murieron por acción del monóxido de carbono y señaló que se presume que alguna ropa haya tomado contacto con la estufa, lo que provocó el fuego.

Sin aire La planta alta de la vivienda donde dormían los chicos no tenía ningún tipo de abertura.

En el intento por retirar a sus hijos de la habitación, la pareja sufrió quemaduras de gravedad que obligaron a trasladarlos en vuelo sanitario desde el hospital de San Martín de los Andes hasta la ciudad de Neuquén, donde se encuentran en el área de terapia intensiva del Castro Rendón.

"Los estabilizamos y entendimos que la mejor manera era trasladarlos en vuelo sanitario a Neuquén capital", comentaron los profesionales que recibieron al matrimonio en el hospital de San Martín.

Agregaron que ambos se encuentran en grave estado y con pronóstico reservado.

El hombre presentaba más del 50 por ciento del cuerpo con quemaduras, especialmente en el rostro, en las manos y en las vías aéreas; en tanto, su mujer, en un 10 por ciento de la superficie corporal.

El estado del hombre es el más comprometido, señalaron los profesionales.

El intendente Roberto Cacault decidió suspender las actividades que estaban programadas por el Día de los Derechos del Niño en apoyo y solidaridad con la familia Linares.

Por su parte, la comunidad educativa de la Escuela 104, donde asistía Agustín, y del CPEM 68, donde Joaquín cursaba primer año, expresaron su dolor y tristeza.

Recuerdo
"Se fueron muy pronto"

"Hoy nos tuvieron que dejar, atrás quedaron las risas, las bromas y travesuras". Con estas palabras, la comunidad educativa de la Escuela 104 expresó su dolor ante la trágica muerte de Agustín -era alumno de ese colegio- y Joaquín Linares.

"Los dos estarán en nuestra memoria, sus pasos quedaron grabados en los recuerdos.

¿Cómo decirles adiós si se fueron muy pronto? Los vamos a extrañar. Elevamos una plegaria pidiendo fortaleza para afrontar este difícil y doloroso momento", prosigue el texto escrito por las autoridades educativas.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído