Venir a estudiar a la universidad cuesta $20 mil por mes

Los alquileres aumentaron 50 por ciento respecto al año pasado. Un monoambiente no baja de los $15 mil.

Por Ana Laura Calducci - calduccia@lmneuquen.com.ar

Mandar a un hijo a la universidad este año cuesta arriba de 20 mil pesos por mes entre alquiler, servicios y el gasto en libros y fotocopias. Los precios de los departamentos que se ofrecen para estudiantes se incrementaron un 50% respecto del año pasado y el monoambiente más económico ronda los $15 mil. Pese a la crisis, es un sector en el que la demanda se mantiene constante.

Te puede interesar...

Guillermo Reybet, referente del sector inmobiliario local, comentó que en los últimos días se multiplicaron las consultas por departamentos para estudiantes por la proximidad del inicio de las cursadas. Indicó que la mayoría busca alternativas baratas, "pero siempre tratan de que sea el mejor precio lo más cerca posible de la universidad, sobre todo si se trata de chicas, por una cuestión de seguridad".

Observó que, como los precios se actualizaron en función de la inflación, "lo que se pide por un departamento céntrico hoy ronda los $25 mil, que es como para una familia de cierto poder adquisitivo". Hace un año, el mismo tipo de inmueble costaba unos $17 mil al mes.

Para los que no pueden pagar esos precios, la alternativa es compartir el alquiler con un compañero o buscar en barrios más alejados, donde todavía se consiguen monoambientes por $15 mil con impuestos incluidos.

En la mayoría de los casos, los contratos se firman con un reajuste del 15% semestral y los padres como titulares, además del mes de depósito y garantía.

Esteban Martino, del Centro de Estudiantes de Humanidades, en la UNCo, informó que el alquiler se convirtió en uno de los principales factores de deserción en las aulas.

Contó que, a fines de 2019, hicieron una encuesta con más de 100 compañeros y constataron que el 41% había abandonado materias por razones económicas o porque tenía que trabajar y no le daban los horarios. De los que tenían empleo, casi la mitad estaba en negro y la mayoría cobraba menos de $15 mil al mes. En ese momento, según el sondeo, el alquiler estudiantil promedio costaba $12.900.

"Muchos chicos trabajan en comercio o empleos precarios para ayudar a los padres a pagar el alquiler, porque a las familias del interior se les hace muy difícil bancar los estudios en la universidad", remarcó.

Señaló que les juega en contra "que hay muy pocas residencias y la zona cercana a la universidad es la que más se encareció, por eso cada vez se busca más hacia el oeste".

Según datos de 2018, cada cien estudiantes que ingresan en la UNCo, 85 abandonan la carrera sin recibirse y la causa más frecuente es que no les alcanza la plata.

Recuadro-iniciativa-página-4.jpg

LEÉ MÁS

Mariano Moreno: la universidad dictará una diplomatura

Enfermería es la carrera favorita en la universidad

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario

Lo Más Leído