El clima en Neuquén

icon
14° Temp
46% Hum
La Mañana empleado

Violento robo a punta de cuchillo al empleado de una pollería

El empleado de la pollería dijo que el delincuente estuvo en el comercio el día anterior consultando precios. El robo fue grabado por las cámaras de seguridad.

Un ladrón se hizo pasar por cliente en una pollería de Centenario y asaltó a punta de cuchillo al empleado para robar la recaudación. La víctima lo identificó y asegura que el día anterior pasó consultando precios.

Según consignó el portal Centenario Digital, el violento robo ocurrió el sábado pasado por la noche, en el comercio de calle Honduras y Suyai, dentro del barrio Sayhueque de esa localidad. Como suele ocurrir en muchas situaciones de robo, el delincuente ingresó fingiendo ser un cliente más para no generar alarma de inmediato y así asegurarse que nada ni nadie va a interrumpir su accionar inoportunamente.

Te puede interesar...

Eran alrededor de las 20:50 cuando el hombre ingresó y entabló conversación con el único empleado que trabajaba en ese momento, le informó lo que quería comprar y cuando el vendedor estaba por entregarle la mercadería, el asaltante sacó un arma blanca de entre su ropa y arrinconó al otro joven, amenazándolo por dinero.

De esa manera, el empleado, aterrado, le abrió la caja registradora al delincuente para que saque la recaudación.

“Quería saber dónde estaba el dinero y demás, le tuve que abrir la caja porque se estaba desesperando, se estaba volviendo loco, hice bien en quedarme donde estaban las cámaras, donde él me tira los puntazos los esquivé, él quería más dinero y le dije que no había más” contó la víctima a ese medio.

Finalmente, el ladrón se retiró del local con el dinero que logró tomar de la caja, aunque se desconoce su monto. Los propietarios ya radicaron la denuncia correspondiente en Comisaría Quinta para que se intente identificar al sindicado, para lo cual los registros de las cámaras de seguridad -tanto del local como del sector- serán claves.

Por otro lado, lo curioso es que el empleado aseguró que el ladrón ya había pasado por el local el día anterior, vestido de la misma manera con barbijo y gorro, para preguntar por los precios y luego retirarse. No es errado estimar que esta maniobra haya sido nada más que el típico trabajo de inteligencia previo al delito, para verificar presencia de empleados, cámaras y otros elementos, o quizás simplemente para tener una idea del botín que podía encontrar allí.

Lo más leído

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

9.6774193548387% Me interesa
6.4516129032258% Me gusta
6.4516129032258% Me da igual
0% Me aburre
77.41935483871% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario